Servicios en comunicación Intercultural

Ecuador: A un año de los hechos del 30S, Ecuarunari exige comisión investigadora

Servindi, 3 de octubre, 2011.- A un año de los hechos ocurridos el 30 de setiembre del 2010 (30S), la Confederación Kichwa del Ecuador, Ecuarunari, se pronunció en defensa de la democracia y rechazó enérgicamente cualquier tipo de dictadura y golpe de estado.

Como se sabe, el 30S se produjo una crisis política en Ecuador, con una protesta de la Policía Nacional, que el gobierno de Rafael Correa catalogó como un intento de golpe de estado.

Al cumplirse un año, el presidente Correa convocó a celebrar el “30S, el día que triunfó la democracia”, una campaña que según el comunicado de Ecuarachani, tiene la finalidad de “vender su imagen de víctima incoente del 30S y fortalecer su política capitalista y neoliberal”.

Ecuarunari consideró que la política que celebra Correa “mantiene todavía en exclusión a miles de familias de ecuatorianos y en peores situaciones a las familias de las nacionalidades y pueblos indígenas”.

En tanto, la organización exigió una investigación transparente sobre los hechos ocurridos el 30S, que se constituya una comisión de investigación con la participación de diversos sectores e instancias judiciales correspondientes.

Asimismo exigió no criminalizar la protesta social y cesar la persecución a los líderes y dirigentes sociales; así como impulsar una democracia plurinacional.

En la carta dirigida a la sociedad en general, Ecuarunari recordó que uno de cada dos niños indígenas están desnutridos, y 3 de cada 10 que ingresaron a la educación básica la logran concluir.

Además, los centros educativos no cuentan con la infraestructura adecuada, y a raíz de la eliminación del almuerzo escolar, ha aumentado la desnutrición en la niñez, dijeron.

A continuación, el comunicado completo:

Comunicado Público de la Confederación Kichwa del Ecuador-ECUARUNARI, al cumplir un año de los hechos del “30S”

A los movimientos sociales y populares organizados

A las nacionalidades y pueblos

A los medios de comunicación nacional e internacional

A la sociedad en general

Los hechos ocurridos el 30 de Septiembre de 2010, nos sorprendieron a la mayoría de ecuatorianos. Un análisis inmediato por parte de las autoridades de la CONAIE, sus regionales y las bases, determinaron el rechazo a la acción policial y militar, no estábamos de acuerdo con esa acción ni peor caer en la utilización de nuestra fuerza organizativa para intereses obscuros y ocultos. Al tiempo de rechazar, también demandamos del Gobierno Nacional un cambio de políticas y estilo de gobierno que en vez de recoger las propuestas de los diversos sectores de la sociedad los minimizaba y los descalificaba, agudizando así una desconfianza en el régimen.

El Movimiento Indígena articulados en la CONAIE, y como parte de ellos nuestra Organización ECUARUNARI, oficialmente nos pronunciamos en defensa de la democracia, y hemos sido muy claros en rechazar energéticamente todo tipo de dictaduras y golpes de estado, siendo los pueblos empobrecidos, indígenas, trabajadores, hombres y mujeres, los que hemos puesto siempre las víctimas; pero también hemos sido los luchadores permanentes por la democracia de los oprimidos. Con esa fuerza y legitimidad rechazamos toda dictadura venga de donde venga, consecuentes con el mandato de las comunas, pueblos y nacionalidades y fiel a nuestra historia de lucha y resistencia contra el colonialismo, la discriminación y la explotación de los más pobres del país, y un llamado a la UNIDAD y a la instauración de una verdadera Democracia Plurinacional.

Se ha cumplido un año de los hechos acontecidos el 30-S, el Gobierno de Rafael Correa, convocó a cientos de personas provenientes de todo el país, para celebrar el “30S, el día que triunfo la democracia”, una millonaria campaña invertida en todo este tiempo para vender su imagen de víctima inocente del 30S y fortalecer su política capitalista y neoliberal, con recursos del Pueblo Ecuatoriano.

La Confederación Kichwa con sus 18 Pueblos, señalamos que para nosotros aun esa democracia que celebran, mantiene todavía en exclusión a miles de familias de ecuatorianos y en peores situaciones a las familias de las nacionalidades y pueblos indígenas. Cerca de uno de cada 2 niños indígenas están desnutridos, 3 de cada 10 niños que ingresaron desde los primeros años de básica apenas terminan. Asimismo los centros educativos no tienen adecuada infraestructura, no hay agua, muchos no tienen maestros. La eliminación del almuerzo escolar, ha aumentado la situación de desnutrición de la niñez.

La situación de las comunidades sin tierra, algunas comunidades que con su propio esfuerzo producen, ven amenazada su producción y la vida de sus hijos por las concesiones mineras y la ayuda a los agroexportadores y bananeros que está impulsando el actual gobierno.

La pobreza y desigualdad social en el País ha incrementado y es más visible en el 2011 “el 38% de la población ecuatoriana vive en situación de pobreza en general y el 30% en situación de extrema pobreza” y son los sectores rurales, pueblos y nacionalidades que estamos enfrentado esta dura realidad.

La criminalización de la protesta, cada vez es creciente, son ahora 204 líderes y dirigentes luchadores sociales en defensa de la vida, que están siendo perseguidos por terroristas y sabotaje.

La explotación minera y petrolera sobre todo en los territorios indígenas está acabando con la vida misma de la Madre Naturaleza, una política extractivista implementada a gran escala por el Gobierno Central, violando los principios del Sumak Kawsay, establecido en la Constitución Política del Ecuador.

Los precios de la canasta básica, son cada vez más altos en el mercado, demostrando un desinterés del gobierno para impulsar una verdadera política que pueda resolver los verdaderos problemas que el País está enfrentando.

Después del 30 de septiembre, no habido ningún cambio en el país, mucho menos habido un seguimiento profundo, ni una investigación transparente y seria, respecto de los responsables de esos acontecimientos. Fueron 10 víctimas que entregaron sus vidas, como bien expresan sus propias familias, “sin tener ninguna respuesta y menos una solución”.

En este sentido, desde la Confederación Kichwa-Ecuarunari, exigimos:

Una investigaciòn, honesta y transparente, sobre los hechos ocurridos el 30-S, que se constituya una comisión seria con la participación de los diversos sectores e instancias judiciales correspondientes , y que no se centre en manos de Alianza País.

La importancia de profundizar una Democracia real y participativa, una Democracia Plurinacional.

La no criminalización de la protesta social y la persecución a los lídesres y dirigentes sociales; ese tipo de políticas lo único que provoca es abrir espacios a la Derecha y crea escenarios de desestabilización.

La mejor forma de defender la democracia es impulsar una verdadera revolución que resuelva las cuestiones más urgentes y estructurales en beneficio de las mayorías. En este camino la construcción efectiva de la Plurinacionalidad y el inmediato inicio de un proceso de revolución agraria y desprivatización del agua.

Los Gobiernos no han entendido la construcción de nuevos tiempos para todos y todas, piensan que con creación de instancias públicas, organizaciones fantasmas, cambiaran la realidad social económica y política del país; nuestra tarea es construir el verdadero Estado Plurinacional desde los actores y sujetos organizados, y no reducir nuestra vida al fatalismo ni al fanatismo; he aquí la importancia de profundizar una Democracia real y participativa, una Democracia Plurinacional.

Por el Consejo de Gobierno,

Delfín Tenesaca, Presidente

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario