Servicios en comunicación Intercultural

Denuncian que totalitarismo de Evo Morales marcha a una "dictadura política"

- Ante las continuas agresiones y amenazas a organizaciones indígenas y sociales independientes.

Servindi, 25 de enero, 2014.- En un clima enrarecido de agresión y persecución el Consejo Nacional de Ayllus y Marqas del Qullasuyo (Conamaq) advierte que la democracia en Bolivia está "en riesgo" y que el gobierno "autoritario" de Evo Morales "marcha a la consolidación de una dictadura política".

Mediante un pronunciamiento suscrito el jueves 23 de enero denuncian una serie de hechos que vulneran los derechos humanos en general y los derechos de los pueblos originarios en particular por parte del gobierno nacional con apoyo de grupos afines al oficialista Movimiento al Socialismo (MAS).

El problema de fondo -denuncia Conamaq- es el objetivo político del gobierno de usupar la dirección del Conamaq para recomponer el Pacto de Unidad Indígena como instrumento funcional al gobierno.

Ello, a pesar que dicho espacio autónomo de articulación indígena feneció el 2011 luego de la represión a la marcha de los indígenas de las tierras bajas.

El Conamaq exige al gobierno que respete la vida de las legítimas autoridades del Conamaq así como su derecho a la libre expresión y al ejercicio político.

Reclama asimismo justicia y resarcimiento de daños a las organizaciones e instituciones de derechos humanos "que han sido sistemáticamente desconocidas, amedrentadas y violentadas" por el actual gobierno.

Anuncian al gobierno que el Conamaq "con casa o sin casa" va a seguir luchando por los derechos de los pueblos originarios y no permitirá abusos "en nombre de un proceso de cambio que ha sido viciado y manchado con sangre boliviana."

Finalmente convoca a la sociedad boliviana a defender los derechos humanos y el sistema democrático que tanta lucha y vidas ha costado.

El pronunciamiento es suscrito por las autoridades elegidas legítimamente en el Jach'a Tantachawi realizado el 12 y 13 de diciembre de 2013 en la ciudad de La Paz y que representan el Tata Freddy Bernabé Martínez, Isabeth Alcon, Cancio Rojas Colque y Nilda Rojas Huanca.

Las agresiones

Conamaq detalla el acoso permanente a su sede institucional que intentó ser tomada violentamente el 10 de diciembre último, hecho que fue evitado gracias a la resistencia de autoridades originarias que se encontraban en el lugar y que fueron golpeados por los agresores.

Dirigentes permanecieron en la condición práctica de rehenes en el local debido al "resguardo" policial ordenado por el gobierno que les impidió salir o el ingresar alimentos.

El 14 de enero otro grupo masista encabezado por el empresario minero Hilarión Mamani intentó ocupar el local de Conamaq en Sopocachi en un intento de fraguar la representación del Conamaq. En esta acción contó con la presencia cómplice de la Policía que estuvo en el lugar pero no hizo nada para impedir el intento de toma de local.

El 15 de enero dirigentes del Conamaq se refugiaron en la sede de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de La Paz (APDHLP) donde fueron alojados en un gesto democrático y solidario ciudadano.

Pero el sábado 18 de enero el local de la APDHLP fue intervenida por ex activistas de derechos humanos y miembros de organizaciones campesinas afines al MAS con el respaldo de miembros de las fuerzas policiales.

El clima de agresión a los dirigentes del Conamaq es permanente. El mismo 18 de enero el Tata Cancio Rojas fue amenazado y agredido verbalmente por Ramiro Choque, funcionario del ministerio de Desarrollo Rural y Tierras en un cabildo local en el suyu Charkas Qhara Qhara.

Acceda al comunicado completo en formato de imagen con un clic en los siguientes enlaces:

Información relacionada publicada por otros medios:

    Valoración: 
    0
    Sin votos (todavía)

    Añadir nuevo comentario