Servicios en comunicación Intercultural

Chile: Encuentro Nacional de Mujeres Indígenas demanda reconocimiento constitucional de PP.II

Servindi, 22 de marzo, 2013.- El encuentro nacional de la Asociación Nacional de Mujeres Rurales e Indígenas (ANAMURI) culminó reivindicando los derechos colectivos, sociales, políticos y culturales de los pueblos originarios y exigió el reconocimiento constitucional de los pueblos originarios en el marco de un Estado plurinacional.

El evento se realizó del 19 al 21 de marzo en la comuna Padre las Casas  la región de la Araucanía, y en él participaron mujeres de los pueblos Aymara, Colla, Diaguita y Mapuche. A continuación la declaración del encuentro:

Declaración

Las mujeres indígenas de los pueblos Aymara, Colla, Diaguita y Mapuche de la Asociación Nacional de Mujeres Rurales e Indígenas, ANAMURI, reunidas los días 19, 20 y 21 de marzo de 2013, en Padre Las Casas, región de la Araucanía, Chile.

Desde la diversidad, nos hemos reunido para debatir sobre el marco histórico de nuestros pueblos, analizar la dualidad y complementariedad ancestral y cómo ésta se presenta en la sociedad actual y también para visibilizar los diversos tipos de violencia que nos afectan como mujeres indígenas.

Por tanto, una vez concluido este encuentro, reconocemos:

1.- Que a pesar de los avances, en las normativas internacionales y la aprobación del Convenio 169 de la OIT, las mujeres y pueblos indígenas, continuamos siendo avasallados por las grandes empresas transnacionales, especialmente mineras y forestales que todo compran con su dinero, ocultando tras de él la miseria en la cual nos están sumiendo, amparados en políticas débiles del Estado y afectando la dignidad y derechos como pueblos originarios;

2.- Que diversos tipos de violencia nos afectan: desde la infancia a las mujeres, niñas y niños indígenas que sufren desarraigo cultural, exclusión, discriminación, militarización de comunidades mapuches e invisibilización de las luchas de cada pueblo;

3.- Que la competitividad, el individualismo y el exitismo que promueve el actual sistema político-económico imperante, corroe los principios básicos de la dualidad y complementariedad que forman parte del suma qamaña – küme mogen, sistemas filosófico-políticos de la cosmovisión de nuestros pueblos originarios;

4.- Que el modelo de producción impuesto por el mercado, a través de políticas públicas, afectan nuestras formas de producir nuestra alimentación, el medio ambiente, el clima y el costo de la vida, negándonos nuestros derechos a ejercer soberanía alimentaria en nuestros territorios. En este sentido, el avance despiadado de la patentación de nuestras semillas nativas que da paso a las semillas transgénicas solo benefician al capital transnacional, en desmedro de toda sociedad que paga el costo de los alimentos y sufre los efectos en la salud, desequilibrando todo el ecosistema.

Frente a estos hechos las mujeres organizadas y reunidas en este encuentro, manifestamos:

- Nuestro rechazo al avance de las transnacionales en nuestros territorios, nuestros pueblos, y mantenemos nuestra posición de exigencia a autonomía económica, política, social y cultural.

- Rechazamos la patentación de las semillas y exigimos nuestro derecho a la soberanía alimentaria.

- Al mismo tiempo, responsabilizamos al Estado por el actual estado de violencia que sufrimos las mujeres indígenas, por tener carácter patriarcal y neoliberal. En consecuencia exigimos al Estado a que se haga parte de capacitaciones para prevención de la violencia intrafamiliar con pertinencia cultural.

- Llamamos a nuestras hermanas y comunidades a fortalecer los lazos y redes que permitan evitar situaciones de violencia hacia las mujeres. Debemos hacernos cómplices de las mujeres que sufren violencia. Sumarnos con fuerza a la Campaña Mundial de la Vía Campesina, para combatir la violencia que se ejerce desde el sistema patriarcal contra todas las mujeres y en particular a la violencia contra las mujeres del campo.

- Reivindicamos los derechos colectivos, sociales, políticos y culturales de los pueblos originarios que estamos presentes en Chile y en ese sentido, exigimos el cambio a la constitución de la República de Chile, que reconozca y asuma la existencia de otros pueblos presentes en el, asumiéndose como Estado plurinacional.

Por el derecho a la tierra y la soberanía alimentaria

Por el fin a la violencia contras las mujeres

Por el fin a la violencia contra las comunidades mapuches

Las mujeres indígenas organizadas exigimos y luchamos por el suma qamaña – küme mogen. Por el bien vivir de nuestros pueblos.

Padre De Las Casas 21 de marzo de 2013

Asociación Nacional de Mujeres Rurales e Indígenas, ANAMURI.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario