Servicios en comunicación Intercultural

Argentina: Protesta indígena en Buenos Aires

Foto: Carolina Gil Posse

Radio Nederland, 10 de enero, 2011.- Integrantes de la comunidad originaria qom (toba) de la provincia argentina de Formosa continúan acampando en la avenida 9 de julio, en la ciudad de Buenos Aires, en reclamo por la restitución de las tierras en las que habitaron sus antepasados —que les fueron reconocidas como propias mediante un decreto de 1940 del Poder Ejecutivo—, en donde el gobierno provincial quiere construir una universidad.

Además, piden el procesamiento y castigo de los responsables de la represión del 23 de noviembre pasado, cuando integrantes de la comunidad qom La Primavera fueron desalojados del corte pacífico que realizaban en la ruta nacional 86 por la policía provincial de Formosa. Durante el violento desalojo, murieron un integrante de la comunidad qom y un policía, y varios de los manifestantes resultaron heridos.

"Nos quedamos cuatro meses ahí, en la ruta, y ningún político nos ayudó. El motivo era recuperar las tierras y nuestros derechos como indígenas, a nivel provincial y nacional", explicó José Esteban, que participó de aquel reclamo a la vera de la ruta —que se extendió por cuatro meses— y es uno de los integrantes de la comunidad qom que están acampando en el centro de Buenos Aires.

"Los policías sacaron armas y cayó el hermano Roberto López. A las 5 de la tarde, falleció. A los heridos, los maltrataron. Estaban en celdas y, cuando querían dormir, les tiraban agua fresca con hielo. A un hermano le dieron un balazo en el hombro e igual le apretaban. Viendo que estaba herido, no lo respetaban nada", agregó.

En diálogo con Radio Nederland, José Esteban expresó su desconfianza acerca de la versión oficial que asegura que el gobierno provincial pretende construir un instituto universitario en las tierras de la comunidad La Primavera.

"Es mucho 2600 hectáreas. Entonces, detrás de esa facultad, en el fondo, están desmontando. Más adelante, capaz que van a sembrar soja y otra cosa. Nosotros sacamos materias primas del monte. Cuando queremos hacer canastos, sacamos hoja de palma. Realmente, estamos perdiendo la cultura. Yo tengo dos hijos y no les puedo decir qué comían mis abuelos porque no puedo demostrarles cómo vivíamos antes. Sin monte, no podemos vivir", explicó.

Acuerdos con temas no resueltos

El 30 de diciembre, luego de una semana de haber permanecido en huelga de hambre, representantes de la comunidad qom fueron recibidos por funcionarios del gobierno nacional. Durante el encuentro, firmaron un acuerdo en el que las autoridades se comprometen a brindar asistencia sanitaria y regularizar la documentación de las comunidades originarias de Formosa. Además, se acordó abrir una mesa de diálogo con representantes de la comunidad qom y de los gobiernos nacional y provincial para debatir posibles soluciones al conflicto territorial.

Sin embargo, los representantes de la comunidad qom decidieron seguir acampando en el centro porteño para reclamar una audiencia con la presidenta Cristina Fernández en la que se pueda avanzar sobre el conflicto de fondo: la restitución y titularización de las tierras de los pueblos originarios y la garantía de seguridad para los qom de las comunidades de Formosa.

"Esto no es algo concreto, es sólo un papel. Sólo a través de la lucha se puede mejorar la realidad del pueblo indígena”, dijo Félix Díaz, referente de la comunidad qom La Primavera, al salir de la reunión. Además, le recomendó al gobierno nacional “crear una política para todos los indígenas y no andar emparchando cada problema”.

Mediante un comunicado que difunden en el lugar en el que acampan, los representantes de la comunidad La Primavera le solicitan al gobierno argentino que implemente "una política indígena, no de cualquier manera, sino poniendo en la práctica, en el terreno de los hechos, los derechos indígenas establecidos y consagrados" en la Constitución Nacional, en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, y en otras leyes argentinas.

"En el 2006, tuvimos una lucha y nos metieron presos durante siete días, sin poder contactar con nuestras familias, totalmente encerrados, como si fuésemos asesinos. Y el juez federal nos trató de usurpadores", explicó a Radio Nederland Martín Barrio, que pertenece a la comunidad qom Santo Domingo de la provincia de Formosa y que está acampando en el centro de Buenos Aires desde principios de diciembre.

"Este documento que se firmó es un compromiso. Nosotros hemos tomado un esfuerzo de venir a la Capital Federal para que la Presidenta apoye nuestros derechos, ya que el gobierno provincial no reconoce la preexistencia del pueblo originario en la provincia de Formosa. Donde estamos nosotros, hay muchos lugares ancestrales que habitaban nuestros abuelos hace más de 500 años. Nosotros venimos a acampar en este lugar hasta tener una respuesta, porque sabemos que en nuestra provincia ya no tenemos derecho. Todos los representantes de cada comunidad qom ahora están perseguidos y nosotros no tenemos seguridad. La Policía Federal y la provincial nos persiguen. Por eso, nos quedaremos aquí hasta que haya respuesta", afirmó.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario