Servicios en comunicación Intercultural

Cusco: "Sieteculebras", una excepción en la inopia cultural del país

Mario Guevara Paredes. Foto: Los Andes

Revista andina de cultura cusqueña va por el número 45 y lleva 28 AÑOS editándose, invicta, sin interrupción y apoyo oficial.

Por Víctor Alvarado

El Perú oficial está en deuda con Mario Guevara Paredes, narrador cusqueño, autor de una gesta quijotesca, de director de la Revista Andina de Cultura “Sieteculebras”, que ya va por el número 45 y lleva editándose desde hace 28 años en Qosqo, el ombligo del mundo y que espera arribar al Bicentenario el 2021, invicto, sin ninguna interrupción, a pesar del ningún apoyo de las autoridades tanto cusqueñas como del gobierno central. A continuación la entrevista que le hicimos.

Cosmovisión

- El nombre de “Sieteculebras” es sugestivo y no está agotado hurgar sobre su origen ¿cómo y cuando lo elegiste?

El nombre se gestó una noche, a fines del 80 del siglo pasado en un café del Qosqo, luego de barajar varios títulos y lo preferí porque corresponde a una callecita cusqueña del mismo nombre, una de las de mayor belleza en el Qosqo, cuya traducción en quechua es “Kinsamaru”, que tiene su punto de inicio o de llegada según como se camine, en la Plaza Nazarenas, un enclave del Cusco colonial rico de anécdotas históricas. Y con este nombre apareció por primera vez en 1991.

- Además de ser un nombre de connotación sugestiva, ¿también es un nombre vinculado a la cosmovisión andina del Tahuantinsuyo?

Sí, es cierto, “Kinsamaru” o Sieteculebras se encuentra en un lugar conocido durante el período incaico como Amaru Ccata, como bien lo resalta Rafael Ojeda, colaborador de Sieteculebras, en su crónica publicada en el número 38 del año 2015, que reúne como característica tener grabadas 14 serpientes, en relieve, sobre las paredes de piedra, siete a cada lado, característica que con el paso del tiempo dio lugar al nombre castellano de “Sieteculebras.

Maltratos

¿Existen aún esas grabaciones? O han desaparecido, porque hay una furia destructiva del Qosqo como la demolición de andenes para levantar un hotel que es un insulto a nuestro rico pasado precolombino.

Sí, aún existen, felizmente, se han salvado. Es oportuno resaltarlo. Las culebras o amarus en la cosmovisión andina mágico-religiosa inca fueron seres de bien que traían salud y bienestar a los pueblos que los veneraban. Creo que mejor nombre no podría tener nuestra publicación y es por lo tanto un nombre de fuerte connotación cabalística.

- Hasta Lima han llegado ácidos comentarios sobre las autoridades culturales cusqueñas del INC a propósito del Festival Internacional del Libro- FIL 2019 realizado hace poco ¿Qué está pasando?

Se trata de lo que llamamos una “argolla” burocrática sin capacidad de estar al frente de una política de promoción cultural, como ocurrió en la reciente FIL 2019 convocada solo para escritores en lenguas aborígenes, en la que omitieron increíblemente la divulgación de los grandes escritores castizos locales de hoy, como Uriel García, Jorge Miota, Carmela Perea, Rubén Sueldo, Ángel Avendaño, nada menos que el más grande poeta vivo del Cusco, ignorado a pesar de que es público de que se trata de un eximio escritor quechua hablante e hispano hablante, entre otros; y también de los escritores cusqueños que participamos en “Sieteculebras”. E igualmente, la FIL 2019 omitió revalorar el trabajo imperecedero de grandes cusqueños como Juan Espinoza Medrano “El Lunarejo”; Antonio Valdez, Andrés Allencastre “Killku Waraka”, Jorge Lira, la Academia Mayor de la Lengua Quechua, entre otros pioneros. Por esta razón, mediante un comunicado, los escritores locales renunciamos a participar.

- ¿Tengo entendido que no es primera vez que ocurre un maltrato de esta naturaleza?

Esto es reiterativo, en 2016, con motivo del 25 aniversario de “Sieteculebras”, la Feria del Libro de ese año nos ignoró y no tuvimos presencia para dar a conocer nuestra perseverancia editorial de haber llegado a los 25 años sin apoyo oficial de ninguna clase.

Mutilaciones

- ¿Es cierto que la Dirección Desconcentrada de Cultura-DDC (Ministerio de Cultura) ha guardado silencio sobre la publicación de “Los Comentario Reales de los Incas”, del Inca Garcilaso de la Vega, lleno de mutilaciones y distorsiones?

Es un capítulo ominoso que no ha merecido una condena oficial. Es un libro publicado por iniciativa del alcalde provincial del Carlos Moscoso Perea, con cientos de mutilaciones, deformaciones y errores. Los escritores nos hemos visto obligado a desagraviar al Inca Garcilaso de la Vega con la publicación del libro “Las polillas en Los Comentarios del Inca Garcilaso de la Vega”, con los detalles de esos cientos de vulneraciones a la obra del primer gran escritor mestizo peruano.

- ¿Es cierto que a la demanda de rendir homenaje al gran “Cholo Nieto”, las autoridades han respondido con un homenaje a un Nieto distinto?

La colectividad cusqueña viene esperando hace años un homenaje al gran poeta cusqueño Luis “Cholo” Nieto y la DDC ha sorprendido con la publicación de un libro sobre un Nieto diferente: “La guerra maldita”, que recoge la correspondencia del Mariscal Domingo Nieto, un personaje valioso de nuestra independencia, cuya publicación podría haberse hecho en otra ocasión.

Perfil

Mario Guevara es autor de El desaparecido (1988), Fuego del Sur: Tres narradores cusqueños (1990), Cazador de gringas & otros cuentos (1995), Matar al Negro (2003 y 2017), Usted, nuestra amante italiana (2010), Made in Cusco (2011), Cuentos cortos (2015) y Cuentos de selva alta (2016).

----
Fuente: Facebook personal de Víctor Alvarado: https://www.facebook.com/photo.php?fbid=2577853362273328&set=a.404104156314937&type=3&theater Publicada en el diario La Razón.

 

Te puede interesar:

 

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Comentarios

Grandilocuaces? "La educación es la base del desarrollo..." y la indiferencia? y el soslayo? y la corrupción?!(
Me comprometo ser más fiel a SIETECULEBRAS.

Añadir nuevo comentario