Servicios en comunicación Intercultural

PL 1123: "Esta norma para nosotros sería el exterminio"

Julio Cusurichi, presidente de la Fenamad. Imagen: La Mula.pe

Ante la aprobación del Proyecto de Ley 1123/2016-CR que promueve la construcción de carreteras y trochas carrozables en Ucayali, Julio Cusurichi, presidente de FENAMAD invocó a Pedro Pablo Kuczynski a defender el derecho a la vida de los no contactados y a sobreponerlo a intereses económicos.

Servindi, 10 de diciembre, 2017.- "Alertamos a la opinión pública que esta pretensión de aprobación de esta ley 1123 conllevaría al exterminio genocida para nuestros pueblos indígenas".

Así de tajante y grave fue la advertencia lanzada por Julio Cusurichi Palacios, presidente de la Federación Nativa del Río Madre de Dios y afluentes (FENAMAD) ante la reciente aprobación del Proyecto de Ley 1123/2016-CR, ocurrida este 7 de diciembre en el Congreso de la República tras su segunda votación.

La iniciativa promueve la construcción de carreteras y trochas carrozables en la región Ucayali y es impulsada por el congresista fujimorista Glider Ushñahua.

Sin embargo, la apertura de estas vías pone en peligro a poblaciones de indígenas no contactados, quienes son grupos de extremada vulnerabilidad. Asimismo, se abre el paso para actividades como la tala ilegal, peligrando también las áreas naturales protegidas.

El líder también remarcó que esta norma "está pasando sin opiniones de los sectores competentes", y que además incumple los compromisos internacionales asumidos por el Perú.

¿Qué dicen los organismos especializados?

Una de las explicaciones más claras de porqué debe impedirse la aprobación de esta iniciativa es la que da la Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA), describiendo las amenazas a la vida y la biodiversidad que conlleva este proyecto propuesto por el legislador fujimorista, al igual que otros similares de la mismabancada.

El proyecto de Ley 1123/2016-CR obtuvo su primera votación a favor al ser aprobado por la Comisión de Transportes y Comunicaciones y luego por el Pleno del Congreso (en primera votación).

Sin embargo, está decisión no contó con la opinión de la Comisión de Pueblos Andinos, Amazónicos y Afroperuanos, Ambiente y Ecología del Congreso, ni tampoco con la del Viceministerio de Interculturalidad del Ministerio de Cultura; el Viceministerio de Derechos Humanos y Acceso a la Justicia del Ministerio de Justicia; el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas; los ministerios del Ambiente y de Salud; ni la Defensoría del Pueblo.

Así, este proyecto carretero se abrió camino pese a diversos pronunciamientos de estas entidades e ignorando principios e instrumentos internacionales asumidos por el Perú.

De otro lado, explica la SPDA, la incompatibilidad de este este proyecto colisiona incluso con las pretensiones del Perú de integrar la OCDE, omitiendo las recomendaciones dadas al país.

Por ejemplo, señalan que para el  caso del TLC EEUU-Perú, en su artículo 18.3 se reconoce como inapropiado promover el comercio o la inversión mediante el debilitamiento o reducción de protecciones en sus legislaciones ambientales, lo cual idénticamente se señala en el artículo 277 del TLC Unión Europea-Perú.

De igual forma la OCDE respecto al tema ambiental también recomienda proteger los ecosistemas terrestres sub representados y establece como requisito para ser país miembro el cumplir con sus compromisos internacionales en materia ambiental.

Existen otras alternativas

El análisis de la SPDA también  señala que las carreteras no son el único medio de interconexión posible. El Plan de Acción para el Desarrollo de Purús apuesta por el uso de la red hidrográfica del Purús, por la habilitación de un puente aéreo entre Esperanza y Pucallpa para el transporte de pasajeros y por la articulación multimodal con Brasil para el traslado de bienes y productos que saldrían del Perú por Santa Rosa do Purús y regresarían por Iñapari, en Madre de Dios, usando la carretera interoceánica brasileña, sin afectar Áreas Naturales Protegidas o territorios indígenas.

Más deforestación

Existe una relación entre la deforestación y el impacto de las carreteras para zonas como éstas, como el caso de Tahuamanu (Madre de Dios), que pasó de tener una baja deforestación a tener una de las más altas. Ello sin mencionar que hay otras iniciativas legislativas similares que se verían alentadas con la aprobación de este proyecto.

Sin embargo el peligro más grave del proyecto es que supone serias amenazas ambientales y para los pueblos indígenas en aislamiento y contacto inicial (PIACI).

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Comentarios

Excelente información, gracias por difundir esta noticia para conocimiento de nuestro compatriotas nativos de todas las regiones de nuestro QUERIDO PERÚ.

Añadir nuevo comentario