Los olvidos de Dina Boluarte

 

En un Mensaje a la Nación, tan importante es lo que se dice como lo que no se dice. Una de las más grandes ausencias del Mensaje es referencias a la cuestión agroalimentaria.

La presidenta se olvidó de los dos millones de productores de alimentos y de 16 millones de personas con inseguridad alimentaria

Por Fernando Eguren*

CEPES, 29 de julio, 2023.- En un Mensaje a la Nación, tan importante es lo que se dice como lo que no se dice. Una de las más grandes ausencias del Mensaje es referencias a la cuestión agroalimentaria. La inseguridad alimentaria de la población peruana es la mayor de la región, según varias fuentes, incluyendo la FAO; la incidencia de la anemia es altísima, y las noticias sobre la situación de la producción de alimentos en los últimos meses es la peor en muchos años. De hecho, la palabra agricultura se menciona solo tres veces en las 72 páginas, la ganadería una sola vez y lo rural tres veces.  

A continuación mencionemos puntualmente algunas de las ausencias sobre temas de gran importancia para la cuestión agroalimentaria:  

  • La agricultura familiar no es un tema, no se menciona, tampoco la pequeña agricultura, ni los campesinos, ni las comunidades. Se menciona la ganadería una sola vez, en el contexto que será beneficiaria de Chavimochic. Como se sabe, la agricultura familiar aporta el 57% de los alimentos que se consumen en el país.
  • La crisis alimentaria no es un tema. No se mencionó. La palabra “alimentario” se menciona tan solo una vez, con relación al programa Qali Warma. No se mencionan las palabras hambre, desnutrición, obesidad.,.
  • El cambio climático no es un tema. No fue mencionado, no existe. Lo cual es gravísimo por los impactos que ya causa a la producción agraria y a la difusión de enfermedades y pestes.
  • La cuestión ambiental no es un tema. No se mencionó para nada la deforestación de la Amazonía (que avanza entre 150 mil y 200 mil hectáreas anualmente). Tampoco se trató de manera mínimamente satisfactoria la cuestión del agua para la agricultura, salvo para asegurar que sí habría agua para la agroexportación (la III etapa de la irrigación Chavimochic y para Majes II).

Ninguna mención a la necesidad de ampliar las áreas irrigadas para los agricultores familiares, salvo para la agroexportación (Chavimochic y Majes II). Las demás referencias al riesgo se limitan a informar sobre la destrucción de canales por El Niño costero y la necesidad de descolmatar ríos y canales como medidas preventivas.

Ninguna mención a la construcción de cochas, de pequeñas irrigaciones ni siembra de agua. Tampoco se hace referencia al proceso de deglaciación (que, dicho sea de paso, causará problemas de disponibilidad de agua en el futuro a las tierras de Chavimochic).

  • Las inversiones para el agro no son un tema, salvo si se trata de las grandes irrigaciones ya mencionadas. Ninguna referencia a caminos rurales, por ejemplo.
  • Se menciona el desarrollo de una petroquímica para producir fertilizantes, básicamente urea. Nada de agroecología, por supuesto.

Hacia adelante lo que nos espera es lo que se hizo durante el último año: la política agraria terminó siendo un plan de bonos y ayudas de emergencia y coyunturales, como lo menciona la presidenta en la primera parte de su discurso, en la que se limitó a mencionar los siguientes programas:  

---
* Fernando Eguren es presidente del Centro Peruano de Estudios Sociales (CEPES).

----
Fuente: CEPES: https://cepes.org.pe/2023/07/29/la-presidenta-se-olvido-de-los-dos-millones-de-productores-de-alimentos-y-de-16-millones-de-personas-con-inseguridad-alimentaria/

Escucha nuestro podcast


AÑADE UN COMENTARIO
CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.