Servicios en comunicación Intercultural

En Chile triunfa la voluntad popular y tendrá nueva Constitución Política

Con una abrumadora votación a favor de la nueva constitución, se desarrolló el plebiscito chileno este domingo. Así se cierra el último capítulo de la serie de protestas sociales que empezaron en octubre del 2019 y que, sumado a la pandemia, paralizaron al país por un año.

Por José Díaz

Servindi, 25 de octubre, 2020.- Durante los últimos meses del 2019, Chile experimentó uno de los periodos más turbulentos de su historia moderna. Los años de injusticia social acumulados por la imposición de un sistema neoliberal, además de la prevalencia de la constitución heredada de la dictadura de Augusto Pinochet, generaron un estallido social que detuvo al país por meses.

Las olas de protestas tuvieron su culminación este domingo 25 de octubre, un día histórico en la vida social chilena, pues se votó el plebiscito que aprobaba la creación de una nueva constitución.

Y por una cifra abrumadora que, en el momento en que se escribe esta nota marca un 77% a favor del cambio contra un 23% en contra, el país sudamericano cambiará de Constitución.

A primera hora del domingo se dieron a conocer los votos de los chilenos residentes en el exterior y entre estos la diferencia fue incluso mayor: 86% a favor, contra un 13,41% en contra de cambiar la constitución.

Cabe mencionar que los políticos oficialistas, afines a la administración de Sebastián Piñera, se mostraron en los últimos meses en contra de este cambio constitucional.

 

El camino al plebiscito

Con uno de los sistemas educativos más costosos de América Latina y un sistema de pensiones privado en bancarrota, la población chilena inició una serie de protestas que paralizaron la vida social y económica del país desde fines del 2019. La represión de la policía, respaldada por la administración de Piñera, solo generó mayor solidaridad internacional con los manifestantes.

El acuerdo inicial, para cesar las manifestaciones, a fines del 2019, fue la de realizar el plebiscito en abril del 2020. Quedaba por definir el tipo de comisión que se encargaría de redactar una eventual nueva constitución, sin embargo, el estallido de la pandemia de la COVID-19, conocida como coronavirus, provocó el aplazamiento del plebiscito.

En medio de la pandemia, y con una parcial restricción social, las protestas se reanudaron a mediados del 2020 hasta la fijación de una nueva fecha. Chile ha alcanzado un hito histórico, cerrando el último capítulo de la dictadura de Pinochet. Lo que queda será definir el contenido de la nueva carta magna.

Te puede interesar

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario