Servicios en comunicación Intercultural

A un año de la pandemia aprueban crear comandos indígenas

Foto: ANDINA/Difusión

Gobiernos regionales tienen la responsabilidad de crear dichos comandos, según una directiva aprobada por el Ministerio de Salud que es de cumplimiento obligatorio.

Por Renzo Anselmo

Servindi, 23 de abril, 2021.- A más de un año del inicio de la pandemia, el Ministerio de Salud aprobó una directiva que dispone la conformación de Comandos COVID-19 indígena o afrodescendiente.

La directiva establece orientaciones para la creación, organización y funcionamiento de dichos comandos y es de cumplimiento obligatorio para las regiones que atienden a población indígena o afrodescendiente.

Cada comando será presidido por un representante de las organizaciones indígenas y deberá coordinar y dar seguimiento a la implementación de acciones realizadas en las comunidades, indica el documento.

Se espera que con la creación de estos comandos el gobierno atienda las necesidades sanitarias de los pueblos indígenas, a quienes ha llegado poco o nulamente durante la pandemia.

¿Quiénes integrarán los comandos?

La Directiva Administrativa N° 313-MINSA/2021/DGIESP fue aprobada por el Ministerio de Salud el pasado 16 de abril mediante la Resolución Ministerial N° 506-2021-MINSA.

Dicha directiva señala que cada comando estará integrado por un máximo de tres representantes de las organizaciones indígenas de la región, uno de los cuales deberá ser mujer.

Además de ellos, los comandos también serán compuestos por dos representantes de la Dirección Regional de Salud (DIRESA) o de la Gerencia Regional de Salud (GERESA).

Así como por un representante de la Gerencia Regional de Asuntos Indígenas, y otro de la Gerencia de Desarrollo Social.

La presidencia de cada comando recaerá sobre uno de los tres representantes indígenas, mientras que la secretaría técnica estará a cargo de un representante de la DIRESA o GERES.

Resolución ministerial del Minsa que aprueba directiva que dispone creación de comandos COVID-19 indígena o afrodescendiente.

¿Qué atribuciones y responsabilidades tendrán?

Una de las atribuciones de los comandos será coordinar y dar seguimiento a la implementación de acciones realizadas en las comunidades indígenas en el marco de la emergencia sanitaria.

También estarán facultados para articular a los actores públicos y privados que desarrollen respuestas frente a la COVID-19 para población indígena.

Así como para elaborar propuestas técnicas de prevención y contención de la COVID-19 en población indígena.

El grupo también podrá participar en reuniones de programación de intervenciones de los diferentes sectores en el marco de la emergencia sanitaria.

Y coordinar con los responsables de salud el desarrollo de actividades para informar acerca de la prevención de la COVID-19 y otras morbilidades que afectan la salud de la población indígena y afrodescendiente.

De forma complementaria, la directiva señala que los comandos COVID-19 serán responsables de difundir información sobre medidas de prevención y control de la enfermedad entre la población indígenas.

Así como de coordinar con el equipo de salud de la jurisdicción pertinente para que los casos sospechosos de COVID-19 reciban una atención oportuna y con pertinencia cultural.

También figura en sus responsabilidades coordinar con las autoridades locales para limitar el tránsito de ingreso de personas a las comunidades.

Y para facilitar el ingreso de brigadas y personal sanitario, y mantener el orden de la comunidad, cumplir la cuarentena y evitar reuniones que generen aglomeración de personas.

¿Quién debe encargarse de crear los comandos?

Si bien la directiva establece orientaciones para la conformación de los comandos COVID-19 indígena o afrodescendiente, señala que estos deben ser creados por los gobiernos regionales mediante un acto resolutivo.

Así, a partir del día siguiente de emitidos los actos resolutivos, los comandos COVID-19 estarán vigentes, hasta 30 días calendario posteriores a la culminación de la vigencia de la emergencia sanitaria.

Las GERESA y DIRESA o las que hagan sus veces en el ámbito regional son responsables de la difusión, implementación y supervisión del cumplimiento de la directiva que ordena la creación de estos comandos.

Cabe señalar que la continuidad en la creación de Comandos COVID-19 Indígenas para el 2021 fue una recomendación hecha por la Defensoría del Pueblo a finales de 2020.

Dicha institución constantó a lo largo de supervisiones el año pasado que apenas 8 gobiernos regionales habían implementado Comandos COVID-19 Indígenas en su jurisdicción.

Entre las regiones que implementaron dichos comandos figuran Amazonas, Loreto, Junín, Cusco y Madre de Dios.

Tras conocer la aprobación de directiva que ordena la creación de comandos indígenas y afrodescendientes, la Defensoría del Pueblo saludó la medida.

Además, indicaron que supervisarán "el cumplimiento de esta directiva para garantizar derecho de participación de los pueblos indígenas, y velar por su vida y salud en el marco de la emergencia sanitaria".

____

Te puede interesar:

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario