Servicios en comunicación Intercultural

Claves para entender el tráfico ilegal de animales silvestres

Foto: Nathaniel McQueen / ABC del tráfico ilegal de vida silvestre - Proyecto Prevenir de Usaid

Características, riesgos, rutas y percepciones del tráfico ilegal de animales silvestres en el documento del Proyecto Prevenir de USAID que detalla sobre esta actividad ilícita que aún no es reconocida crimen organizado en Perú.

Servindi, 11 de noviembre, 2021.- El tráfico ilegal de animales silvestres amenaza la biodiversidad, la salud pública y abre paso a otros delitos como el lavado de dinero, explica el ABC Del Tráfico ilícito de vida Silvestre.

El documento fue creado por el Proyecto Prevenir de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo (USAID), implementado por DAI Global, que apoya iniciativas para enfrentar delitos ambientales en Perú.

En la presente nota, se da a conocer algunos puntos claves de la publicación de 40 páginas, que ya está disponible para su descarga online gratuita.

1. Aspectos generales

El tráfico ilegal de animales silvestres es la cuarta actividad ilícita más lucrativa. Entre 1999 y 2018 se decomisaron animales de 6000 especies, involucrando a presuntos traficantes de 150 países distintos.

Perú es un país clave debido a su abundante biodiversidad. Se ha registrado 79 025 animales vivos decomisados entre 2000 y 2018, sin embargo esto no incluye el panorama oculto por las mafias.

Los anfibios son el grupo animal más comercializado en Perú, seguido por las aves, los reptiles y finalmente los mamíferos. Destacan las ranas acuáticas, pihuichos, tortugas motelo y monos entre los más traficados.

Según investigaciones, los animales son destinados a actividades científicas, tiendas de macotas y para ser vendidos como cuero, pieles o fibras. Un ejemplo es la venta de colmillos de jaguar en la Amazonía peruana.

Los métodos de captura, suelen afectar a otras especies que no son objetivos del tráfico. Además, remover especies de sus hábitats, generan daños en sus ecosistemas, debido al rol ecológico que cumplían.

2. Rutas del tráfico de fauna en Perú

Según registros del Servicio Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor) del Perú, se detectaron tres zonas centrales para el comercio de fauna silvestre en el país: nororiental, centro y sur.

El delito inicia en zonas remotas amazónicas, donde se acopian animales o sus partes y se trasladan a ciudades como Iquitos o Yurimaguas para luego ser trasladados a otras ciudades.

Imagen extraída del ABC del tráfico ilegal de vida silvestre.

Se detectaron 41 mercados en 10 regiones donde se comercializan especies ilegalmente. Entre ciudades intermediarias se identificaron: Tarapoto, Moyobamba, Chachapoyas, Chiclayo, Trujillo, Piura, Tumbes y Madre de Dios.

Se estima que el 20 % de animales decomisados son exportados a otros países, entre los que están Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, China, Estados Unidos y algunos países de Europa.

3. Enfermedades transmitidas por animales

La zoonosis es una enfermedad ocasionada por la transmisión de agentes patógenos de animales a humanos. La deforestación altera la salud de los animales, mientras que el contacto con humanos acerca los virus y bacterias.

Alrededor de 1200 virus pueden propagarse de animales a humanos y 160 son nuevos coronavirus como el SARS-CoV-2, señaló un detallado estudio del Proyecto PREDICT-USAID que analizó amenazas potenciales.

Gráfico extraído del ABC del tráfico ilegal de vida silvestre.

Entre las enfermedades zoonóticas más conocidas están las ocasionadas por el VIH, la salmonelosis, el Ébola y también el COVID-19.

En el Perú se ha realizado registros de agentes infecciosos en animales comercializados en mercados de Belén y Modelo de Iquitos. Se detectaron bacterias causantes de enfermedades diarreicas y fiebre amarilla.

Se detalló que la Psitacosis es una enfermedad transmitida por tenencia de aves como los loros, que puede ocasionar fiebres, cefaleas, diarreas y otras enfermedades mayores como neumonía.

4. Cadena de valor aspectos económicos

Se identificaron tres etapas centrales en el proceso del tráfico ilegal de animales silvestres.

La primera es la de extracción, allí se recolectan o cazan las especies con participación de personas extranjeras o de las mismas comunidades.

La segunda etapa es de acopio de animales vivos, o de subproductos ya sea pieles o partes de animales, y el traslado hacia los mercados negros donde serán vendidos.

Foto: ArtDiNo / ABC del tráfico ilegal de vida silvestre - Proyecto Prevenir de Usaid

La etapa final es la comercialización, donde pueden intervenir comuneros que venden directamente o intermediarios locales, regionales o contrabando.

Respecto a la valoración económica del tráfico de animales, el documento señala que las cuantiosas sumas de la comercialización ilícita funcionan como incentivos.

Entre los ejemplos presentados está la venta de taricaya que presenta s/ 3743 de renta operativa anual para una familia de extractores.

Mientras que la carne de monte puede generar s/ 39 150 en diez meses, que puede ser dividido en s/500 para cada cazador que participe.

5. Percepciones del problema y avances

El documento señala que la problemática ambiental no es percibida como uno de los problemas principales del Perú, sino que se antepone la corrupción, el empleo, la reactivación económica y la educación.

En medio del contexto, el tráfico ilegal de animales ha sido normalizado cuando se vincula al consumo doméstico de especies. Sin embargo, con la pandemia ha surgido preocupación ante el consumo de “carne de monte”.

Las costumbres de pobladores amazónicos consideran este consumo como actividad tradicional y desconocen la normativa. Al tratarse de consumo de especies en peligro de extinción sí es percibido como delito.

Por otro lado, respecto a la venta en mercados, es considerado como algo grave e ilícito a nivel internacional, debido a las organizaciones criminales que intervienen. No obstante, el delito se amenoriza en mercados internos.

El mercado de Belén, ubicado en Loreto, figura como preocupación de un posible epicentro de una nueva pandemia si no se controla la venta indiscriminada de carne.

6. Incorporación como Crimen Organizado

“En el Congreso 2020-2021, se presentó el Proyecto de Ley (PL) 6051/2020-CR, que proponía incluirlos delitos contra la vida silvestre en la Ley N.° 30077 “Ley contra el Crimen Organizado””, señala el documento.

A partir de ello, se reforzaría la persecución penal de delitos contra flora, fauna y recursos hidrobiológicos para reducirlos o eliminarlos.

Además, permitiría a los jueces acceder a herramientas y beneficios procesales para reforzar la persecución penal cuando los delitos sean cometidos por organizaciones criminales.

Entre los beneficios que habría, también se señala el uso de técnicas especiales de investigación, cooperación internacional, un mayor tiempo de detención y de tiempo de prisión preventiva anterior al juicio.

Hasta la actualidad, el proyecto de ley no ha sido aprobado.

  • Descarga el ABC del tráfico ilegal de vida silvestre aquí.

 

Te puede interesar:

Zorrito andino en cautiverio, traficantes libres

Servindi, 9 de noviembre, 2021.- Luego de haber sido descubierto en una casa donde lo criaban como a un perro, haber escapado de autoridades y nuevamente ser capturado, el zorro andino Run Run fue rescatado. Seguir leyendo...

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario