Servicios en comunicación Intercultural

Prosigue tensión en corredor minero sur andino en Chumbivilcas

Mina Anabi. Foto: Generaccion

Servindi, 10 de noviembre, 2016.- Luego de instalarse una mesa de diálogo entre representantes de los pobladores, la empresa Hudbay y la Presidencia del Consejo de Ministros se decidió hoy levantar la toma del campamento de la minera Constancia en la provincia de Chumbivilcas, Cusco.

En la reunión participaron autoridades y dirigentes de las localidades de Chamaca, Velille y Livitaca quienes desde el lunes 7 de noviembre paralizaron la actividad del campamento minero y de dos tajos de extracción.

Si bien el conflicto en el distrito de Chamaca inició un curso de resolución del conflicto en el distrito vecino de Quiñota, en la misma provincia de Chumbivilcas, pobladores tomaron las instalaciones de la mina Anabi.

Toman mina Anabi

Según reportó el Observatorio de Conflictos Mineros en el Perú, comunidades campesinas de Quiñota tomaron el miércoles 9 de noviembre las instalaciones de la minera Anabi, que también se ubica en el denominado corredor minero del sur andino.

Según detalló el diario La República la toma fue realizada por comuneros de Pumallacta, Collona y del distrito de Quiñota.

Versiones iniciales indicaron que parte del campamento fue incendiado y que el gerente general William Arenas junto a otros 150 trabajadores estuvieron retenidos pero Calisto Ccahuana Chahua. alcalde de Quiñota confirmó que la toma fue pacífica y "no se quemó nada",

El motivo de la protesta se debe a que Anabi no habría cumplido con algunos compromisos y que su proyecto no cuenta con la licencia social de Quiñota. Ccahuana explicó que la licencia solo la otorgó la gente de Haquira, mas no la de Quiñota, según precisó el diario La República. 

La preocupación del campesinado se debe a que Anabi cobstruye la planta de beneficio Utunza, con una capacidad instalada de 15 mil toneladas, que cuando entre en operación afectará dos ríos que los abastecen.

Cuando los comuneros tomaron como rehenes a los trabajadpores de Relaciones Comunitarias en la primera quincena de octubre los dejaron en libertad luego que la empresa se comprometió a que el 30 de octubre se efectuaría una reunión con altos directivos de la mina.

Sin embargo, al no realizarse reunión alguna los comuneros decidieron tomar el campamento.

Cabe recordar que hace cuatro años los comuneros de Llusco tuvieron un fuerte conflicto con la empresa Anabi y una turba incendió el campamento minero.

Entonces diversas fuentes periodísticas recogieron versiones de que autoridades de Llusco estuvieron influenciadas por mineros informales, interesados en erradicar la minería formal y fomentar la explotación sin control.

La producción de Anabi es sobre todo de oro y plata y como detalla el Observatorio de Confñlictos Mineros en la zona también existe actividad minera informal.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario