Servicios en comunicación Intercultural

Fuga de gas causó malestar en Talara

Refinería de Talara emite gases tóxicos/ Imagen: El Regional

Servindi, 10 de febrero, 2016.- Dolores de cabeza, náuseas, irritación de ojos, cólicos y diarreas provocó la emanación de gases tóxicos por la refinería Talara a cargo de Petroperú poniendo así en peligro la salud de los vecinos de la calle 4 el lunes 8 de febrero aproximadamente a las 3 de la tarde. El incidente pudo ser controlado luego de una hora.

Inmediatamente después de conocerse la noticia, algunos cibernautas usaron las redes sociales para hacer sentir su protesta, indicando que se habría tratado de un derrame de ácido nafténico. Los trabajadores de las empresas cercanas al área afectada, fueron evacuados hasta que pase el olor fétido e irritante.

Por esa razón, representantes de la sociedad civil de Talara denunciarán a Petroperú ante el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) y el Organismo Supervisor de la Inversión en Energía y Minería (Osinergmin) por el presunto delito de contaminación del medio ambiente y la salud pública.

Los afectados esperan la intervención del OEFA para que realice una medición del aire que está severamente contaminado.

Las refinerías de petróleo, en opinión de algunos especialistas, también producen muchos contaminantes. Estos son liberados a la atmósfera, a la tierra y el agua; y las personas en contacto con estas sustancias químicas pueden estar expuestas a enfermedades dañinas.

Otro blog experto en el tema, afirma que las refinerías de petróleo son los mayores productores de industriales de compuestos orgánicos volátiles (COV) que al reaccionar con el óxido de nitrógeno forman el ozono cuya presencia elevada es muy peligrosa.

Los COV aceleran el desarrollo de las infecciones respiratorias graves, la disminución de la función pulmonar y el asma, siendo los niños y ancianos particularmente vulnerables a la contaminación por el ozono.

No aprende la lección

No es la primera vez que Petroperú incurre en estas faltas graves perjudicando la salud de los moradores y el medio ambiente. El 25 de enero último, el Instituto de Defensa Legal (IDL) denunció la responsabilidad de la empresa estatal por el mantenimiento del Oleoducto Norperuano.

Se denunció el derrame de petróleo en el Km 441 de dicho oleoducto que afectó gravemente los suelos agrícolas y al rio Chiriaco, afluente del rio Marañón.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario