Servicios en comunicación Intercultural

Más de 700 damnificados por intensas lluvias en la selva central

Foto: Lyndon Pishagua.

Servindi, 1 de abril, 2019.- En Junín, las intensas lluvias y huaicos dejaron cuatro muertos, 727 personas damnificadas, 1813 personas afectadas, 508 viviendas dañadas y el 50 por ciento del agua potable afectado.

Así lo informó el Reporte Complementario N° 854 del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN) del Instituto Nacional de Defensa Civil (Indeci), con datos actualizados hasta el 31 de marzo.

El desastre fue causado por el desborde de los ríos Chanchamayo, Paucartambo y Perené —caudal incrementado por las intensas lluvias—,  perjudicando principalmente a las provincias de Chanchamayo, Tarma y Junín.

Ante este escenario, el Gobierno Central declaró en estado de emergencia a dichas provincias mediante el Decreto Supremo N° 057-2019-PCM.

Más daños

En la provincia de Chanchamayo, el informe del COEN registró restricciones en el tránsito vehicular de la Carretera La Merced – Villa Rica – Oxapampa por la caída un poste de alta tensión.

 

 

Asimismo, el desborde de su río afectó las instalaciones del penal ubicado en el distrito Chanchamayo.

En la provincia de Junín, dos huaicos en los centros poblados de Raimondi y Llaupi causaron daños en la población de la zona, causando la muerte de un menor de edad en el distrito de San Ulcumayo.

En la provincia de Tarma, varios deslizamientos ocasionaron destrozos en las vías de comunicación en el distrito de Palca.

Ayuda humanitaria

Personal de las municipalidades distritales de Perené, Pichanaqui, San Luis de Shuaro, San Ramón y Vitoc, continúan realizando trabajos de limpieza, recuperación y rehabilitación de viviendas, calles y vías afectadas con maquinaria pesada. 

Por parte de Provías del  Ministerio de Transporte y Comunicaciones, el sector de Puntayaku Km 87+200 y el sector de Puntayaku Km 86+900 vienen siendo rehabilitados y recuperados. 

 

 

El Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento (MVCS) viene coordinando con las autoridades locales la instalación de viviendas temporales. 

Asimismo, anunció que el sistema de agua de la ciudad de Pichanaqui viene funcionando con normalidad luego que sus tres plantas de tratamiento de aguas residuales habían sido inundadas. 

Con respecto a los alimentos, Indeci entregó a la Municipalidad Distrital de Pichanaqui y Perené cinco toneladas de arroz, azúcar, aceite, lenteja, avena, entre otros alimentos.

Las comunidades nativas, los otros afectados

El presidente de la Asociación Regional de Pueblos Indígenas de la Selva Central (ARPI SC), Lyndon Pishagua, alertó que varias comunidades nativas fueron perjudicadas por las precipitaciones fluviales.

Ese es el caso de Pampa Michi, en el distrito de Chanchamayo; Bajo Aldea, Pucharini, Marankiari y Shintoriato, en el distrito de Perené; y Aoti, en el distrito Río Negro, en la provincia Satipo.

Según el apu, las inundaciones generaron pérdidas en la agricultura familiar y, especialmente, el agua potable.

"Nuestros hermanos no tiene agua. Están tomando agua que viene de los riachuelos —sucio y contaminado—. Y (esta agua) continúa inundando las viviendas de las comunidades nativas", comentó a Servindi.

El líder indígena comentó que vienen coordinando con las municipalidades distritales de Perené, Chanchamayo y Río Negro acciones inmediatas y ayuda para los damnificados.

"Con las municipalidades están gestionando recibir, por lo menos, apoyo por estos desastres naturales. La ayuda está consistiendo en tractores para que limpien las carreteras y dentro de la comunidad. [Las autoridades] están dando víveres, ropa, frazadas, agua mineral", agregó. 

Por último, Lyndon Pishagua resaltó que si bien las inundaciones en la Selva Central suelen ser cotidianas en esta época del año, percibe que el grado de destrucción incrementó este 2019 en la zona.

"Cada invierno pasan las inundaciones en la Selva Central, ¿pero qué ha pasado? Ahora sí están afectado en su totalidad", acotó. 

"Tanto en ríos, lluvias, aguas. Igualmente, no hay pase en las carreteras. Mucha gente se ha quedado varada, caminando horas. Es un desastre lo que ocurrió esta semana pasada", concluyó. 

Foto: Lyndon Pishagua / ARPI Selva Central
Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario