Servicios en comunicación Intercultural

Brasil: Los guaranà alertan de un baño de sangre

GuaraniSurvival, 24 de abril 2006.- Los indígenas guaraní que se enfrentan a la expulsión de sus tierras han alertado sobre un posible baño de sangre. Los indígenas van a ser forzados a regresar al borde la carretera, donde vivían en condiciones miserables antes de 2004.

El pasado 10 de abril, un juez federal dictaminó que se debía expulsar a los guaraníes de Paso Piraju de sus tierras en los siguientes 30 días. La primera vez que se expulsó a los indígenas fue en los años 50, y hasta 2004 no obtuvieron la orden del tribunal que les permitió volver a parte del Paso Piraju. Los terratenientes impugnaron la orden y la semana pasada un juez dictaminó que Paso Piraju no era tradicionalmente tierra guaraní y que los indígenas la habían invadido.

El dictamen tuvo lugar la semana después de que algunos guaraní, pensando que los estaban atacando, mataran a dos policías que habían entrado en la comunidad vestidos de paisano en un coche sin identificación. Numerosos líderes guaraníes han muerto a manos de asesinos a sueldo, y la comunidad del Paso Piraju había sido amenazada por el hijo de un terrateniente local.

"Si tenemos que hacerlo vamos a pelear hasta la muerte para que nuestra comunidad pueda quedarse en la tierra. Si la policía nos echa, va a correr mucha sangre en esta tierra", dijo la semana pasada Abaeté de Assis, de la comunidad del Paso Piraju.

Entre 1940 y 1960, miles de guaraníes fueron expulsados de sus tierras y llevados a grandes "reservas". La superpoblación ha llevado a muchos jóvenes a suicidarse y docenas de niños han muerto por desnutrición en los últimos dos años.

Se espera que los indígenas de todo Brasil se junten en Brasilia esta semana para protestar contra el recuento de acciones contrarias a los derechos de los pueblos indígenas del Gobierno del Presidente Lula. Los líderes indígenas han criticado duramente la política del gobierno y la han calificado de "retrógrada".

El director de Survival, Stephen Corry, ha declarado: "El Gobierno del Presidente Lula ha demostrado que puede actuar correctamente con los indígenas cuando quiere. Hace un año, Lula reconoció finalmente Raposa Serra do Sol, donde los indígenas habían sufrido siglos de violencia y oposición. Pero en el caso de los guaraní parece que hay una falta crónica de voluntad para tratar el tema de la tierra; y esto está costando cientos de vidas".

Survival ha escrito al Gobierno brasileño instándole a reconocer los derechos territoriales de los guaraní de Paso Piraju y a proteger la comunidad durante este tiempo de tensión creciente.

Fuente: Survival

Más información: Ana M. Machado: [email protected]

Tel. 915 217 283

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario