Servicios en comunicación Intercultural

Perú: "La corrupción y la tala ilegal está institucionalizada" confiesa Jefe del INRENA

Servindi, 11 diciembre, 2008.- El Colectivo Forestal del Perú expresó ayer su indignación y exige un eficaz combate a la corrupción enquistada en el Instituto Nacional de Recursos Naturales (INRENA) luego de que su Jefe, José Luis Camino, admita con descaro que "la corrupción del INRENA es peor que los Petroaudios".

Con su declaración Camino confirma su incapacidad para conducir el INRENA y revela el grave riesgo en que se encuentran los recursos forestales del país en manos de funcionarios corruptos de la institución a su cargo, denuncia el colectivo.

El comunicado recuerda que Camino y otros funcionarios han sido denunciados por acciones irregulares actualmente investigadas por la Fiscalía y la Contraloría.

Camino está detrás asimismo del decreto legislativo 1090 que en el fondo "solo busca mantener el beneficio para algunos cuantos y perjudicar a la gran mayoría del país", indica el pronunciamiento.

La citada coalición señala el interés desmedido en la gestión de José Luis Camino por promover la privatización de la amazonía "vulnerando derechos de las poblaciones locales (comunidades indígenas, productores locales, entre otros)" y violentando normas legales y constitucionales.

El Colectivo Forestal pide al Presidente y a su gabinete tolerancia cero para la corrupción en el sector forestal y "ordenar la inmediata destitución y sanción de los funcionarios que resulten responsables de estos actos de corrupción".

Asimismo, pide al Congreso de la República derogar el Decreto Legislativo 1090 y otros decretos nocivos para los bosques, y detener los intentos de modificarlos parcialmente. En su lugar propone debatir y aprobar el Proyecto de Ley Alternativo 2691.

---

Jefe del INRENA confiesa: la corrupción y tala ilegal está institucionalizada

¡Los Bosques del Perú están desguarnecidos!

Pronunciamiento

El pasado lunes 08 de Noviembre la opinión pública fue testigo de la vergonzosa y preocupante confesión del Jefe del INRENA Ing. José Luis Camino que hiciera al diario el Comercio de admitir que la "corrupción del INRENA es peor que los Petroaudios", con ello reconoció que los recursos forestales y de fauna silvestre de todos los peruanos están en manos de corruptos, vale decir no hay ninguna garantía de manejar sosteniblemente nuestros bosques.

En estas circunstancias de desgobierno, nos preguntamos: ¿Estamos en capacidad de implementar el Anexo Forestal del TLC con los EE.UU. que justamente pide que el Perú asegure el origen no controversial de sus productos forestales? El cumplimiento de esta condición depende que el Tratado se implemente

¿Vale la pena arriesgar las expectativas e inversiones del resto de sectores productivos como la textilería, minería, entre otros que el Acuerdo Comercial no se implemente, por no tomar una decisión firme que enfrente la corrupción en el INRENA?; ¿qué hay detrás de todo ello? ¿por qué tanto decoro? Recordemos que el último golpe que se dio a las cabezas del narcotráfico trajo como redes a grupos económicos dedicados a la actividad de la madera como se publicó en diversos diarios.

Estas declaraciones del Jefe del INRENA admiten su incapacidad para conducir la institución que incluye la desconfianza ante sus propios funcionarios. A más de un año en el cargo se hace evidente su inacción y silencio y lo convierte en cómplice, lo que acarrea responsabilidades graves por omisión de función.

Nos llama profundamente la atención que el Ministro de Agricultura no haya tomado una decisión inmediata y que el Premier no venga siendo consecuente con lo que anunció al asumir el cargo "La Lucha Frontal Contra la Corrupción".

Vale la pena recordar que el Ing. Camino conjuntamente con otros funcionarios han sido denunciados penalmente por la devolución ilícita de madera decomisada proveniente del Yavarí (Loreto) proceso que viene ventilándose en la 8va. Fiscalía de Lima, asimismo la Contraloría de la República viene investigando una serie de hechos controversiales en la administración y control a los actuales funcionarios del INRENA.

Es este mismo señor Camino con sus actuales funcionarios, quienes participaron del inefable Decreto Legislativo 1090, que por cierto intentan salvar con supuestas modificaciones en el Congreso de la República que en el fondo solo busca mantener el beneficio para algunos cuantos y perjudicar a la gran mayoría del país.

Quizá esto explique por qué el interés desmedido de privatizar la Amazonía vulnerando derechos de las poblaciones locales (comunidades indígenas, productores locales, entre otros), violentando la constitucionalidad de las normas y resistiéndose políticamente a que se apruebe el dictamen del Proyecto de Ley alternativo 2691 que actualmente viene discutiéndose en la Comisión de Pueblos Andinos, Amazónicos y Afro Peruanos Ambiente y Ecología del Congreso de la República.

Estos hechos, sin lugar a duda deshonran a nuestro país y sentencian a que las regiones con bosques sigan arriesgando su sostenibilidad.

Es esta misma administración del INRENA quienes han retrocedido en el control forestal el pasado mes de marzo revirtiendo las normas de ajustes de rendimiento y aplicación de la veda para el cedro y caoba sentenciando la desaparición de las poblaciones naturales con la venia y facilitación del INRENA, pasando por encima de fallos del Tribunal Constitucional y de regulaciones internacionales como el convenio CITES.

Es el mismo Ing. Camino que reconoce que recién en cinco (05) años se tardaría en tener un catastro de los bosques, lo que contradice tremendamente las pretensiones del actual régimen de entregar a manos privadas los bosques con el argumento que deben reforestarse las áreas degradadas con cultivos de interés nacional para biocombustibles como es el caso de la palma aceitera. ¿Cómo pretender entregar algo del cual no estoy seguro que entrego?.

Las pretensiones del gobierno de aprobar el contenido del cuestionado Decreto Legislativo 1090 si o sí ahora a través de su proyecto de modificatoria, no hacen otra cosa que confirmar las razones que están detrás de la confesión suicida del jefe del INRENA que lubrican los cerrojos de la legalidad quizá con aceite de palma.

Ante estos hechos:

Exhortamos al Presidente de la República conjuntamente con su gabinete:

1. Tolerancia cero también en el sector Forestal y ordenar la inmediata destitución y sanción de los funcionarios que resulten responsables de estos actos de corrupción.

2. Parar las pretensiones de seguir con la aprobación del proyecto de modificación del Decreto Legislativo 1090.

Solicitamos al Congreso de la República derogar el Decreto Legislativo 1090 conjuntamente con el resto de Decretos nocivos para los bosques. Asimismo, no detenerse a evaluar los proyectos de modificatoria que mantiene el espíritu nocivo del DL 1090, debatir y aprobar el Dictamen del Proyecto de Ley Alternativo 2691.

Exhortamos a la Defensoría del Pueblo a pronunciarse frente a estos hechos que peligran los derechos del bienestar de todos los peruanos principalmente de los usuarios del bosque.

Demandamos a los gobiernos regionales a pronunciarse y hagan respetar los derechos que a las regiones les asiste.

Lima, 10 de Diciembre del 2008

Secretaría Técnica del Colectivo Forestal del Perú

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario