Servicios en comunicación Intercultural

Brasil: Cuestionan política ambiental del Presidente Lula

El Movimiento de los Sin Tierra (MST) y el Movimiento de los Afectados por las Represas (MAB) han suscrito sendos comunicados expresando su malestar por la dimisión de la Ministra del Medio Ambiente, quién se aleja del gobierno en discrepancia por la política ambiental adoptada por éste. Publicamos los comunicados suscritos por ambas organizaciones:

Posición del Movimiento de los Sin Tierra sobre la dimisión de la ministra de medio ambiente de Brasil

La ministra del Medio Ambiente, Marina Silva, entregó una carta al presidente Luiz Inácio Lula da Silva en la que pide su separación del cargo, con carácter irrevocable.

A nuestro entender el gobierno Lula está en deuda con el pueblo brasilero, con los movimientos sociales y ambientales en relación con su política de medio ambiente, especialmente con el apoyo al modelo del agronegocio. Señalamos nueve puntos al respecto:

1. Fueron aprobadas variedades de maíz transgénico, que van a suponer enormes perjuicios para toda la agricultura familiar y campesina. El maíz tiene una fertilización abierta, con el polen viajando a grandes distancias, y representa un riesgo de contaminación para la enorme variedad de semillas criollas, con la base genética ancestral de los pueblos indígenas.

2. Fueron determinadas una serie de obras dentro del llamado PAC (Programa de Aceleração do Crescimento), especialmente de hidroeléctricas, sin tener en consideración los impactos ambientales y sociales, con planes de reasentamiento para las familias afectadas por las represas.

3. La aprobación de la MP-422 legaliza el pillaje de tierras en la Amazonía en propiedades controladas de forma irregular de hasta 1.500 hectáreas, cuando la Constitución Federal determina apenas hasta una extensión de 100 hectáreas.

4. El proyecto de trasvase del Rio São Francisco desconsidera las precauciones con la preservación e ignora los impactos ambientales en el lecho del río y los canales adyacentes.

5. Las empresas de papel y celulosa implementan proyectos para la expansión del monocultivo de eucalipto en inmensas áreas, desde Espírito Santo hasta Río Grande do Sul, violando la legislación brasileira con la instalación de desiertos verdes.

6. La expansión del monocultivo de la caña de azucar, para la producción y exportación de etanol, traerá enormes perjuicios para el medio ambiente, en especial en el estado de Sao Paulo y en la región del Cerrado en el centro-oeste del país.

7. No hay una posición clara del gobierno contra el proyecto del senador Flexa Ribeiro (PSDB-PA), que reduce el área de bosque mínimo inamobible para el 50% en la Amazonía, lo que está siendo sintetizado por los movimientos sociales como "Floresta Zero" "Cero Bosque".

8. El gobierno no se empeñó en la fiscalización para garantizar en aplicación de la Ley que determina que todos los alimentos transgénicos sean rotulados con un símbolo para su identificación y una advertencia. Eso hace que muy pocas empresas cumplan la ley.

9. Las líneas de la política para los bosques brasileros no son nada claras, y con ello, diversos sectores tienen dudas sobre su eficacia, avalándose que algunas iniciativas pueden contribuir a la des-nacionalización y privatización de un patrimonio del pueblo brasilero y de la Nación.

El MST cree que la ministra de Medio Ambiente Marina Silva tenía posiciones personales contrarias a determinadas definiciones del gobierno. No le cabe al Movimiento juzgar a las personas, pero sí analizar las medidas tomadas en los últimos seis años.

En ese sentido el gobierno de Lula está en deuda con el pueblo brasilero en relación con la política ambiental.

Dirección Nacional del MST.

----

Comunicado del Movimento de los Afectados por las Represas (MAB) sobre la dimisión de la ministra Marina Silva

El MAB (Movimento de los Afectados por las Represas) considera que la salida de la ministra Marina Silva de la responsabilidad de Medio Ambiente supone una pérdida para los movimientos sociales, ambientalistas y para todo el pueblo brasileño.

Creemos que la ministra ha tenido posiciones contrarias a algunas acciones del gobierno perjudiciales a la Soberanía de la Amazonía, a la agricultura campesina, a los afectados por las represas y el medio ambiente. Por ello es un buen momento para repensar la politica ambiental del gobierno.

Citamos como ejemplo de esa politica perjudicial la licitación de obras para las represas de Santo Antonio y Jirau y de otras muchas hidreléctricas previstas en el PAC (Programa de Aceleração do Crescimento), atropellando licencias ambientales.

La liberalización del comercio de transgénicos, la legalización de tierras robadas en la amazonía, la expansión del monocultivo de la caña de azucar, lo que ha perjudicado gravemente al medio ambiente, ha protegido y propiciado el trabajo esclavo en estas obras.

Con independencia de quien vaya a ocupar este cargo en el ministerio, el MAB exige al gobierno federal una nueva política para el sector que no sirva a los intereses de las grandes empresas transnacionales productoras de soja y maiz transgénico, productoras y consumidoras de energía eléctrica, constructoras de grandes obras y delincuentes en el robo de territorio amazónico.

Exigimos un apolitica de medio ambiente que se preocupe por nuestra Soberanía, por nuestros pueblos y por nuestra naturaleza.

¡Agua y energía no son mercaderías!

Coordenação Nacional do MAB

----

Fuente: Agradecemos el envío de la información a Amilcar Castañeda

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Comentarios

solo se nisesita que solo se envie lo mas importante de los paises que solo ablan ingles

Añadir nuevo comentario