Servicios en comunicación Intercultural

Bolivia: Instituciones hacen un llamado a la paz y la serenidad

La Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia (APDHB), la Confederación de Trabajadores de la Prensa de Bolivia, la Asociación de Familiares de Detenidos y Desaparecidos (ASOFAMD); el Capítulo Boliviano de derechos Humanos, Democracia y Desarrollo (CBDHDD) y el Movimiento Franciscano de Justicia y Paz; ante los sucesos ocurridos en Sucre, manifiestan:

1. Lamentamos los enfrentamientos ocurridos el día de ayer sábado 24 de noviembre en la ciudad de Sucre. Como consecuencia, lamentamos la muerte del ciudadano Gonzalo Durán Carrazana y los heridos y accidentes irreparables. Por tanto, exigimos la investigación y el esclarecimiento de las circunstancias del crimen e identifiquen a los responsables de estos hechos dolorosos para la familia boliviana y se establezcan las sanciones de ley.

2. Convocamos a las autoridades nacionales y cívicas de la ciudad de Sucre, a la calma y a la pacificación; convocamos también al entendimiento, al diálogo y a tender todos los puentes que sean necesarios para llevar tranquilidad a las familias de Sucre. Destacamos el repliegue de las organizaciones populares con el objeto de evitar una mayor violencia, al mismo tiempo pedimos al Comité Interinstitucional de Sucre que apacigüe los ánimos, dirija la movilización a espacios de diálogo y entendimiento y no de confrontación.

3. Hemos llegado a un punto donde debemos devolverle la tranquilidad al país, pero con soluciones. La tranquilidad y la paz sin cambios y justicia social fueron los detonantes de 180 años de gobiernos de espaldas a las mayorías nacionales. Por ello, los cambios propuestos en la Asamblea Constituyente son imprescindibles, son necesarios y moralmente obligatorios.

4. Lamentamos que se haya impuesto el silencio a radio Aclo que, esperamos, reanude pronto sus labores para informar con veracidad, como creemos que lo hace. Estas acciones parecen formar parte de un plan destinado a interrumpir el proceso de cambios en Bolivia. Recordamos que la convivencia democrática quiere decir respeto a las libertades que han sido conquistadas con lucha del pueblo boliviano.

5. Convocamos también a la transparencia a quienes reclaman insistentemente el respeto de la ley e inmediatamente llaman al desacato y a la instalación de poderes de facto que sólo pretenden la división del país. El doble lenguaje y la doble moral, siempre fueron artimañas que insultan el espíritu y la nobleza de nuestro pueblo.

6. Para nadie es desconocido, que existen grupos y sectores interesados en atizar los conflictos, en provocar la violencia, en inducir y promover enfrentamientos para sacar réditos políticos. Debemos al respecto revisar los 182 años de vida republicana y el costo social que demandó consolidar este país y concluiremos que nada y nadie puede dividir nuestra Bolivia. Recordamos que es más fuerte lo que nos une a los bolivianos.

La Paz, 25 de noviembre del 2007

Sonia Brito S. APDHB; Delia Cortez, ASOFAMD; Víctor Vacaflores P., Capítulo Boliviano de DDHH; Verónica Sánchez, APDH La Paz; P. Carmelo Galdoz, Movimiento Franciscano de J y P.

Fuente: Prensa Indígena, recibido de Amílcar Castañeda, corresponsal de Prensa Indígena.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario