Servicios en comunicación Intercultural

Amnistía Internacional exige verdad sobre el número e identidad de mujeres esterilizadas

Foto: Francisco Pérez García / Spacio Libre

Se desconoce la cantidad real de víctimas. Organismo internacional teme que el registro de dos mil mujeres esterilizadas contra su voluntad representen una pequeña parte del total de las atrocidades cometidas. 

Servindi, 24 de julio, 2015.- La organización no gubernamental Amnistía Internacional (AI) solicitó al Gobierno peruano la creación de un registro único de mujeres que fueron esterilizadas contra su voluntad durante la dictadura fujimorista de los años 90.

La oenegé criticó que pese a la gravedad de lo sucedido y al tiempo transcurrido, el Estado no tenga una cifra exacta del número real de víctimas, que en su mayoría habrían sido indígenas y campesinas quechua.

"Consideramos un hecho terrible que después de 18 años de registrarse los primeros casos de esterilizaciones forzadas aún no se tenga un registro exacto del número de víctimas en su mayoría mujeres", sostuvo Marina Navarro, directora ejecutiva de AI en Perú.

Si bien la Defensoría del Pueblo registra la identidad de más de dos mil mujeres esterilizadas sin su consentimiento, lo cierto es que, según estimaciones oficiales, el número de afectadas sería mucho mayor, se cree incluso que podría ser mayor a los 270 mil.

Al respecto Navarro manifestó su preocupación por que la cifra de la Defensoría represente solo una pequeña parte del universo total de casos.

Ante ello, la organización exhortó a las autoridades del Estado que ayuden con recursos para el diseño, la investigación y la creación de un registro único que identifique a  las víctimas y de esa forma "logren obtener justicia".

Con la campaña Contra su voluntad: un registro único, miles de historias, AI espera animar a los ciudadanos a exigir al Gobierno la verdad sobre este acontecimiento y solidarizarse con las mujeres que sufrieron estas esterilizaciones.

Entre solo palabras y papeles olvidados

AI se refirió a la investigación reabierta por el Ministerio Público sobre la denuncias en que más de 2 mil mujeres dijeron haber sido esterilizadas por la fuerza. Al respecto reclamó que se investiguen y valoren los testimonios para saber si se continúa con los casos o si son archivados.

"Existen amplios indicios de que el personal médico que aplicó este programa de planificación familiar recibía presiones de las autoridades gubernamentales para alcanzar cuotas de esterilización y que, en la mayoría de los casos, las mujeres no dieron su consentimiento libre e informado", denunció.

En este contexto, Aministía Internacional recordó las palabras del actual presidente Ollanta Humala en declaraciones del 2012 cuando señaló que "las esterilizaciones forzadas son las formas más salvajes de violentar a la mujer".

Atrocidades médicas 

El terrible suceso acontecido en el gobierno de Alberto Fujimori no solo es criticado por su magnitud, sino además por ciertas prácticas médicas durante las operaciones.

Algunas de éstas fueron expuestas a través de fotografías publicadas en una investigación periodística de Diario 16.

El informe expone un expediente de 33 hojas que data del año 1995 en donde el entonces ministro de Salud, Eduardo Yong Motta aparece en la inauguración de un centro médico donde se practicaron las esterilizaciones.

Estos documentos son acompañados por fotos donde se ve no solo el momento en que el personal médico realiza las operaciones, sino que en algunas imágenes los médicos posan mirando a la cámara frente a las mujeres que son esterilizadas.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario