Servicios en comunicación Intercultural

Fuertes obstáculos enfrentan indígenas en preparativos de Conferencia Mundial

John W. Ashe se niega a cumplir acuerdo de Naciones Unidas

Por Genaro Bautista

AIPIN, 16 de febrero, 2014.- En un franco desafío a los acuerdos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), que reconoce los derechos específicos y libertades fundamentales de los pueblos originarios, John W. Ashe, actual Presidente de la Asamblea General (PAG), se niega a nombrar en calidad de iguales a un cofacilitador indígena junto con uno de los Estados para la Conferencia Mundial de Pueblos Indígenas

, que tendrá lugar en Nueva York, los días 22 y 23 de septiembre del 2014.

El Grupo Coordinador Global Indígena (GCGI), quien está a cargo de las negociaciones con los Estados, apuntó que el Presidente de la Asamblea General, el embajador Ashe de Antigua y Barbuda, pretende nombrar solo a dos cofacilitadores gubernamentales.

Lo más que ofrece el PAG, es nombrar un ayudante o asesor indígena, indica el conclave.

Reunidos los días 5, 6 y 7 de febrero en Chiang Mai, Tailandia, el Grupo Coordinador Global Indígena dio a conocer que con todo y que Estados Unidos, Canadá, Alemania, Francia e incluso China se han inclinado por apoyar la participación plena, efectiva y en igualdad de los pueblos indios, el presidente de la Asamblea General se niega rotundamente.

Florina López, Kuna de Panamá, representante de América Latina y el Caribe (Abya Yala), del GCG, informó que están sosteniendo intensos cabildeos con los Estados a fin de que John W. Ashe, acceda a nombrar al representante indígena.

En la reunión de alto nivel que sostuvieron los representantes indígenas de las siete regiones geopolíticas del mundo, en la cual estuvieron una delegación de siete mexicanos, acordaron incidir en sus respectivas áreas a fin de lograr una participación en calidad de iguales en la Conferencia Mundial de Pueblos Indígenas que tendrá lugar en Nueva York en septiembre de este año.

“Nuestro deseo como pueblos indígenas es el de participar plena y efectivamente en este proceso aplicando el reconocimiento pleno de nuestros derechos a participar en la toma de decisiones que nos afecta, tal como se establece en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas”, señala una misiva enviada al PAG.

El pasado 7 de febrero, en el encuentro de Chiang Mai, los liderazgos de seis regiones con excepción de la representante indígena de América del Norte, enviaron a John Ashe una carta donde le piden reconsidere su postura para la designación de un cofacilitador indígena para la fase restante del proceso hacia la reunión plenaria de la Asamblea General, conocida como la Conferencia Mundial de los Pueblos Indígenas, teniendo en cuenta que la Cumbre, se centra específicamente en la realización de los derechos de los pueblos indígenas.

John B. Henriksen, del Parlamento Sami de Noruega, quien hasta antes de la decisión de Ashe, aparecía como representante de los pueblos indígenas al lado de México por parte de los Estados, cuestionó el giro que se da justo a unos meses de la realización de la Conferencia.

Henriksen, recordó que la Asamblea General de las Naciones Unidas, en diciembre de 2010, decidió celebrar la CMPI-2014, y desde entonces los pueblos indígenas han estado demandando la participación en pie de igualdad.

A principios del 2012, el PAG designó al entonces embajador de México ante la ONU, Luis Alfonso de Alba, como facilitador de los países y John Henriksen como cofacilitador por parte de los Pueblos Indígenas.

Por ello extraña a los liderazgos nativos, que el PAG se niegue a designar al co-facilitador indígena y, en la reunión de Chiang Mai, reiteraron su petición a Ashe de hacerlo.

El Grupo Coordinador Global Indígena, dijo que en este escenario, es sumamente valiosa, la reunión preparatoria de la Conferencia Mundial Sobre los Pueblos Indígenas, del 31 de marzo al 2 de abril siguientes en la capital mexicana.

México ha venido encabezando a los países amigos dentro de Naciones Unidas, tomando como base el documento de Alta para incidir en el documento final de resultado de la CMPI, que contiene temas de interés y prioritarios para los pueblos indígenas.

El compromiso mexicano fue ratificado por Gustavo Torres de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), tanto en la reunión del Caucus Global como en la Reunión abierta sobre los eventos paralelos de la Conferencia Mundial.

Gustavo Torres, enviado de la SRE, confirmó el compromiso de México, quien le apuesta a obtener en la Conferencia Mundial, excelentes resultados en favor de los pueblos indios.

El funcionario, aseguró que México no hará lo que no digan los pueblos indígenas.

En su exposición, el diplomático, apuntó que se prevén 200 espacios para representantes indígenas en la ONU durante la CMPI y que el resto podrá participar en eventos paralelos.

Torres anunció que la reunión previa en México tendrá lugar en el Museo de Antropología, los días 31 de marzo, 1 y 2 de abril.

A México, se espera una participación representativa de las 7 regiones del mundo, los cónclaves de mujeres y jóvenes, además de discapacitados. Es una reunión cualitativa, técnica, de redacción en la orientación del documento de Alta.

Se enfatizó que en México se trazará la ruta para obtener buenos resultados en la Conferencia Mundial.

De esta manera, la reunión preparatoria de finales de marzo la discusión estará encaminada a perfilar el documento rector de la Conferencia 2014, la creación de una agenda común, así como a redefinir el rol de la ONU en la agenda indígena.

Gustavo Torres recalcó que es interés de México profundizar en rubros sobre consulta, justicia, educación intercultural así como la agenda de Desarrollo Post 2015.

El gobierno mexicano, subrayó tiene considerado la asistencia de un máximo de 5 representantes indígenas por región, de los cuales se sufragarían gastos solo de dos.

También se tiene prevista la participación del Relator Especial para Pueblos Indígenas de la ONU, los presidentes del Foro Permanente para Cuestiones Indígenas y el Mecanismo de Expertos, la CEPAL y alrededor de 59 Jefes de Estado y de gobiernos.

La reunión previa confirmada el 31 de marzo, 1 y 2 de abril, es de alto nivel con jefes de Estado y Gobierno y representantes indígenas de las 7 regiones del mundo, donde se pretende incidir en la inclusión de temas en el documento de resultados de la CMPI.

Se espera que en la reunión de México salga el borrador final del documento de la Conferencia Mundial de Pueblos Indígenas, que recoja las reivindicaciones de las sociedades originarias. Un documento que mire hacia el futuro, reiteraron.

Se percibió que les gustaría que uno de los resultados fuese que la Declaración de las Naciones Unidas para los Derechos de los Pueblos Indígenas se convierta en Convención.

Florina López confía que sin duda la reunión y participación en México será clave en el contexto actual.

En su oportunidad Florina, pidió a Torres, ampliar el número de participantes de América Latina y el Caribe, dado que en la región se asientan el 40 por ciento de los pueblos indígenas.

Esta propuesta fue bien vista por los Diputados Federales Carlos de Jesús Alejandro y local de Hidalgo Héctor Pedraza Olguín, ya que con ello, se empoderará aún más el Documento de Alta.

Pedraza Olguín, señaló que la reunión de México, debe ser el marco para enriquecer la postura de los pueblos indígenas en la Conferencia Mundial, a fin de tener mayor incidencia y mejores resultados para las sociedades originarias.

En conversación Claudia Valle Aguilasocho del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación de México, opinó que es justo el reconocimiento de los derechos de los pueblos indígenas.

Por su parte Carlos de Jesús Alejandro a nombre de la delegación indígena de México, compartió la Propuesta de Agenda del Movimiento Indígena Nacional (MIN), para la Reunión Preparatoria de México hacia la Conferencia Mundial de los Pueblos Indígenas 2014.

La Conferencia de septiembre de 2014, indicó “es un escenario propicio donde puede impulsarse la voz de los Pueblos Indígenas, y sustentar mecanismos de incidencia con los Estados”.

En este sentido, el Movimiento Indígena Nacional, se adscribe a este concierto internacional de participación en el desarrollo de nuestros Pueblos Indígenas.

Para el MIN, los puntos a incorporar son el respeto a tierras, territorios, océanos y aguas, derecho a la consulta y al consentimiento libre, previo e informado, acciones de la ONU y los Estados para la implementación de los derechos de los Pueblos Indígenas, y prioridades de los pueblos indígenas en su Desarrollo.

En este tenor piden considerar lo referente a industrias extractivas, criminalización de luchadores sociales, consulta y consentimiento previo, libre e informado, comunicación indígena, desarrollo económico y social, cambio climático (mitigación-adaptación), armonización legislativa y protección de los conocimientos tradicionales.

Informó además que el Movimiento Indígena Nacional planea reunirse con la Secretaría de Relaciones Exteriores, a fin de analizar y discutir su agenda, la representación indígena de México y Latinoamérica en la reunión preparatoria, así como un encuentro preliminar con la participación de al menos 50 líderes y representantes indígenas del país.

En su momento, Marcos Matías, celebró la apertura de México a recuperar el liderazgo internacional pero desea que esto no sea solo hacia fuera, sino que se vea reflejado en los pueblos indígenas mexicanos, porque hasta el momento las relaciones aún no han sido armoniosas con los 17 millones de habitantes originarios, aseguró.

El conclave indígena tiene claro que partiendo de la Declaración de Alta que el pasado 13 de septiembre del 2013 fue remitido por Bolivia, México, Nueva Zelanda, Nicaragua, Noruega, Dinamarca, Finlandia, Guatemala y Perú, a la Asamblea General de la ONU, para su adopción, se deben asegurar que esté presente la implementación de los derechos establecidos en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas (DNUDPI) y demás instrumentos jurídicos internacionales como el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo.

Los liderazgos coincidieron en cuando a eventos paralelos, que se enlisten las diversas propuestas y para el caso de México y América Latina se reservan temas hasta realizar consultas y consensuar temas con los Estados.

Los temas revisados incluyen la vigilancia sobre la instrumentación de tratados y convenios internacionales, la evaluación instrumentación C-169 OIT, en marco de su 25 aniversario, la seguridad y soberanía alimentaria, las industrias extractivas y desarrollo sustentable, el cambio climático.

El comunicado enviado a Jhon Ashe, cuenta con el respaldo en América Latina y el Caribe de importantes liderazgos locales y regionales, entre los que destacan M. Marcos Terena, ex-miembro de FIIB y Actual Coordinador de los Juegos Mundiales de los Pueblos Indígenas – Brasil 2015.

Asimismo de la Confederación Unida del Pueblo Taíno, el Instituto Teko Guarani, de Tarcila Rivera del Enlace Continental de Mujeres Indígenas, del Consejo Indígena de Centroamérica (CICA), de la Red de Turismo Indígena de México (RITA), del Movimiento Indígena Nacional (MIN), entre otros.

El reto es al final que el documento de resultados de la Conferencia Mundial, incorpore las aspiraciones de los pueblos indígenas del Planeta.

Eventos paralelos

Decenas de eventos paralelos tanto de pueblos indígenas, ONG, organismos multilaterales, de gobiernos y de las Naciones Unidas tendrán lugar en el marco de la Conferencia Mundial de Pueblos Indígenas los días 22 y 23 de septiembre de este 2014.

Los encuentros paralelos serán para dar mayor visibilidad a la Conferencia Mundial.

La reunión abierta sobre eventos paralelos en Chiang Mai, Tailandia preparado por el Asia Indigenous People Pact (AIPP), fue para diseñar la mejor forma fortalecer la Conferencia de Septiembre en la ONU.

AIPP, considera que la reunión fue para ver de qué forma se apoyarán esos eventos y fortalecer el trabajo que vienen realizando al respecto los pueblos indígenas.

Sobre el particular, el Relator Especial sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas considera que la Conferencia Mundial da cuatro oportunidades, que sintetiza en el desarrollo de nuevas medidas para la participación directa de los pueblos indígenas en la ONU: que se produzcan avances en el sistema de la ONU para promover los derechos de los pueblos indígenas; promoción a nivel nacional, y local para garantizar la aplicación de los derechos de los pueblos indígenas y celebración de las contribuciones de los pueblos indígenas

Acerca del Grupo Coordinador Global

En respuesta a las resoluciones de la Asamblea General, los Pueblos Indígenas han desarrollado un número de iniciativas con el objetivo de asegurar que los Pueblos Indígenas puedan participar en la reunión, así como en los procesos previos y después de la Conferencia.

Por ejemplo, durante la 10ava sesión del Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas, el Parlamento Sami de Noruega ofreció ser la sede de una conferencia preparatoria de Pueblos Indígenas en junio de 2013 para consolidar las estrategias y la retroalimentación de los Pueblos Indígenas.

En julio de 2011 se escribió un documento del concepto de los Pueblos Indígenas subrayando las áreas clave en donde los Pueblos Indígenas deben de enfocar su atención para maximizar las oportunidades que esta reunión ofrece; y en enero de 2012 se realizó en Copenhague, Dinamarca, una Reunión Abierta de Lluvia de Ideas sobre la Conferencia Mundial sobre los Pueblos Indígenas. En esa reunión se adoptó una resolución estableciendo el Grupo Coordinador Global Indígena (GCG).

El GCG se ha reunido regularmente desde su establecimiento. Cada región o cónclave ha estado representado por al menos un miembro o, si los fondos lo han permitido, por dos miembros. El GCG creó Términos de Referencia para su propio trabajo así como para el co-facilitador Indígena. También conformó un comité de recaudación de fondos y un grupo de comunicaciones. Todos los miembros sirven de manera voluntaria.

El GCG es el responsable principal por el cabildeo para la participación plena y efectiva de los Pueblos Indígenas en los procesos preparatorios hacia, durante y después de la Conferencia Mundial, así como de recaudar fondos para asegurar que se realice el proceso preparatorio Indígena.

Todos los miembros del GCG son responsables por la diseminación de la información, la recaudación de fondos y la planeación dentro de sus regiones respectivas o cónclaves. Presione aquí para una lista actualizada de los representantes regionales y de los cónclaves ante el GCG.

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario