Servicios de comunicación Intercultural

Atacan salvajemente a perro guardián de familia Acuña-Chaupe

Izquierda: Trabajadores de Yanacocha observando a Daniel Chaupe y a su perro herido, trepados sobre las mallas que cercan el predio de la familia campesina.​ Derecha: ¨Cholo¨ sobrevivió al atentado, necesitando urgente apoyo de un veterinario. Imagen: Grufides

 

Servindi, 31 de enero, 2016.- Primero el seguimiento a la familia con un drone (vehículo aéreo no tripulado), y ahora el ataque con un arma blanca a su perro. Así han pasado sus últimos días la familia Acuña-Chaupe en Cajamarca. 

Daniel Chaupe, hijo de Máxima Acuña, denunció que su mascota, Cholo, un perro que ayuda a la familia a cuidar su vivienda en Tragadero Grande, en la provincia de Celendín, fue atacado con un cuchillo por personal al servicio de Yanacocha, empresa minera a cargo del megaproyecto Conga. 

Mirtha Vásquez, abogada de la familia, sostuvo que el hecho se dio el sábado último luego de que el hijo de la campesina saliera temprano dejando solo a Cholo. 

Al regresar Daniel encontró a su perro con una herida de aproximadamente 10 centímetros en el cuello, explicó Vásquez, quien es directora de la asociación civil Grufides, con sede en Cajamarca. 

Cabe precisar que gracias a la pronta intervención del joven la mascota fue llevada a la ciudad, donde recibió atención médica.

La familia responsabiliza por este hecho a Yanacocha dado que, como es de conocimiento público, alrededor del predio solo transita personal de la empresa, personal que a su vez, de forma arbitraria, no deja que personas ajenas se acerquen a la vivienda de Máxima. 

No es la primera agresión de este tipo. El 25 de mayo de 2015, la familia denunció que una anterior mascota, una perra llamada Pastora, quedó afectada por el impacto de un piedra arrojada por un trabajador de Yanacocha.

A estas agresiones debe añadirse también que la familia sufrió el robo de sus cuyes y conejos, también por obra y gracia de personal de la empresa, que a toda costa ha buscado adueñarse del predio de 25 hectáreas de la familia. 

Vigilancia y atemorización

El 20 de enero, la familia Acuña-Chaupe denunció que la empresa envió un drone para espiar sus actividades. Esta sería una muestra más de hostigamiento y violación a sus derechos, señalaron defensores de derechos humanos que siguen de cerca su caso. El hecho quedó registrado en un video captado desde el predio de la familia. 

Con esta acción la empresa "violó el derecho a la privacidad" de los integrantes de la familia, sostuvo la abogada de Grufides por aquel entonces en una entrevista con el medio Portafolio Periodístico

En respuesta al video difundido en redes, Javier Velarde Zapater, gerente de Yanacocha, declaró para el mismo medio que el drone fue utilizado para monitorear a grupos de ronderos y campesinos que constantemente realizan inspecciones en una zona de lagunas, cerca de la vivienda de Máxima. 

No obstante, esta versión no corresponde con lo que se aprecia en el citado video que compartimos a continuación. Más abajo puede ver las entrevistas realizadas tanto a la abogada de Grufides como al representante de Yanacocha. 

 
 
Valoración: 
0

Sin votos (todavía)

Comentarios

Este individuo llamado Javier Velarde Zapater, gerente de Yanacocha, demuestra que es un pobre hombre, un miserable que por dinero defienda con mentiras y chantajes a la empresa Yanacocha. Realmente el Sr. Benavides de Yanacocha es otro vomitable individuo que simplemente está explotando el oro, la plata y todos los metales de esa región envenenando la naturaleza. Un día morirá como perro y su dinero malhabido no le servirá para salvar su alma. Pobres hombre y miserables que no merecen el tratato humano sino de seres salvajes.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA

This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.