Servicios en comunicación Intercultural

Teresita Antazú: Nuestros principales problemas son territoriales

Teresita Antazú, directiva nacional de Aidesep. Imagen: Servindi.

Servindi, 22 de octubre, 2021.- Teresita Antazú es una de las primeras mujeres que marcó un derrotero para promover el liderazgo de las mujeres indígenas amazónicas. Un camino forjado desde su propia experiencia y desafíos, desde los espacios más íntimos, hasta los comunitarios y el gran espacio público.

"Siempre cuento mi experiencia personal y lo difícil que ha sido para mí", señala la lideresa del pueblo Yanesha cuando recuerda sus inicios. De esta forma busca fortalecer a otras mujeres y promover el liderazgo entre ellas.

Tras años de activismo desde su federación ahora integra nuevamente la directiva nacional de Aidesep, y está al frente del Programa Mujer Indígena, del cual fue su gran gestora cuando propuso años atrás la creación de las secretarías de la mujer.

Servindi conversó con la dirigente, tras su participación hace unos días en la Cumbre de Mujeres Originarias de la Cuenca Amazónica, realizada en Cundinamarca, Colombia, donde participaron mujeres de los 9 países amazónicos.

"Seremos pueblos diferentes pero con las mismas problemáticas, son casi las mismas", señala Antazú, remarcando que el espacio sirvió para un encuentro de diferentes pueblos así como para conocer la situación de las mujeres indígenas por cada país. 

Así constató también como la falta de participación, la violencia, amenazas a los bosques, entre otros, afectan a las mujeres indígenas amazónicas en su conjunto.

Sin embargo, en el centro de todos los problemas la disputa por el territorio siempre emerge como la lucha principal: "Nuestros principales problemas que estamos enfrentando son territoriales", sostuvo.

Asimismo, explicó que pese a las titulaciones ocurren irrefrenablemente invasiones, tráfico de tierras, tala, narcotráfico, minería entre otros, mientras que el acoso que sufren las comunidades recrudece.

En estos días más de 100 dirigentes indígenas shipibos, asháninkas, cacataibos entre otros se encuentran en Lima para exigir acciones y no recibir una vez más promesas e inoperancia.

Sin embargo, en medio de estas problemáticas que oprimen a estos pueblos, es en las mujeres indígenas en quienes estos impactos se agudizan y las brechas se ensanchan. Por ello, a la par, urge atender una agenda para ellas.

Hacia una mayor participación

La nueva directiva nacional de Aidesep, elegida en agosto, muestra entre sus seis miembros a tres mujeres, la misma proporción que en la directiva saliente.

No ocupan los cargos más altos como la presidencia o vicepresidencia aún, pero la organización está respondiendo a su mandato de apostar por una paridad, un esfuerzo que buscan extender a todos sus niveles de la estructura organizativa.

"Hay avances a niveles organizacionales mayores pero aún falta trabajar más, especialmente, a nivel de las federaciones y comunidades. Todavía existe la violencia, la desigualdad", señala.

Y agrega: "Nuestra tarea es bajar a federaciones, a las comunidades e incluso los hogares porque de ahí depende como educas a tus hijos".

Sin embargo, la dirigente yanesha considera que ahora hay una mayor participación de las mujeres "después de años hay secretarias [de la mujer], presidentas de federacion, incluso alcaldesas".

"A nivel organizativo para mí es una gran satisfacción", sostiene.

Una forma de impulsar el fortalecimiento de las mujeres y también su liderazgo es a través del empoderamiento económico. Para ello, Teresita refiere que se están promoviendo emprendimientos conducidos por mujeres indígenas.

"Estamos promoviendo la formación de mujeres artesanas". Esto a través del fomento de esta práctica ancestral con proyectos de iniciativas económicas. Por ejemplo, mujeres que hacen artesanias y otras que hacen teñidos, dependiendo de lo que más se hace en cada pueblos, explica.

"En esto están reconocidas, por ejemplo, las mujeres shipibas, pero otros pueblos recién se están adaptando a la venta", nos cuenta, pues en muchos casos hay que vencer incluso la timidez que muchas mujeres sienten al interactuar en espacios distintos de su comunidad.

Imagen: Coica.

La paridad y lo comunitario

La cumbre de las mujeres originarias de la Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (Coica) generó cinco mandatos, uno de ellos referido a la paridad.

"No es un tema nuevo pero es parte del cambio porque todavia hay machismo. En las organizaciones y federaciones todavía tenemos problemas para hablar de paridad. En la comunidad es más difícil todavia", afirma.

"Es una discusión que todavía está en proceso, un tema que nos tocará hablar bastante y trabajar con las regiones y comunidades. Si bien ya se ha hablado, ponerlo en práctica es lo difícil. Hacer entender lo que significa la paridad no es fácil, incluso a nivel de de las mujeres de la Coica", remarcó.

Por ello pone el acento en el trabajo a nivel comunitario, en donde empiezan los primeros pasos de las mujeres para liderar, desde el territorio.

Para animar a otras mujeres, Teresita parte de su propia experiencia y sus dificultades, incluso desde el espacio más personal.

"Me separé porque mi pareja me dijo: tu organización o tu familia". Ella optó por el compromiso con el cargo asumido, y aconseja sobre la importancia de "contar con una pareja que te apoye y respete".

"Debe haber conversación y diálogo dentro de la familia. Y al tener nuestros hijos, educarlos. Muchas veces incluso las mujeres somos responsables porque criamos a los niños y niñas con diferencias. Yo les diría a otras mujeres que sigan luchando y que crien a sus hijos debidamente", deja como reflexión final.

 

Te puede interesar:

La República significa la continuidad de la colonización de nuestros territorios

Servindi, 28 de julio, 2021.- "Para el pueblo Yanesha, como para todos los pueblos indígenas de la Amazonía peruana, la República peruana, como las repúblicas de todo el continente, ha significado la continuidad de la colonización de nuestros territorios y la pérdida de todos nuestros derechos". Seguir leyendo...

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario