Servicios en comunicación Intercultural

Retiran al Comando Jungla del territorio Mapuche

El presidente chileno Sebastián Piñera anunció que retirará al polémico grupo militar de La Araucanía. Esto luego de semanas de tensión por los enfrentamientos entre los efectivos militares y la población Mapuche, lo que generó la muerte del comunero Camilo Catrillanca. Sin embargo, grupos de Carabineros seguirán ocupando esta zona.

Por José Díaz

Servindi, 12 de diciembre, 2018.- Luego de varias semanas de tensión y enfrentamientos, el presidente de Chile, Sebastián Piñera anunció que retirará al Grupo de Operaciones Especiales (GOPE) de Carabineros de La Araucanía. En esta zona, luego de un enfrentamiento entre pobladores Mapuche y efectivos del orden, falleció hace unos días el comunero Camilo Catrillanca, víctima de una bala pérdida disparada por los carabineros.

“Vamos a retirar al GOPE, pero vamos a reforzar las fuerzas especiales en La Araucanía que son fuerzas que están en todas las regiones del país y que son especialmente necesarias en La Araucanía. Vamos a reforzar el plan de La Araucanía en sus cuatro pilares: diálogos y acuerdos, desarrollo económico y social, revalorización y reconocimiento de los pueblos originarios y seguridad”, anunció Sebastián Piñera en medio de la crisis por el recrudecimiento del conflicto Mapuche.

Sin embargo, esta decisión ha sido criticada porque no implica la total desmilitarización de la zona. Simplemente se retirará al polémico “Comando Jungla” que fuera entrenado en Colombia especialmente para sofocar a la población Mapuche al sur de Chile.

Según anunció el ministro del Interior, Andrés Chadwick, este comando será reemplazado por un grupo de Fuerzas Especiales de Carabineros. La suspicacia nace a partir de que esta desmilitarización parcial de La Araucanía no se vislumbra como un método efectivo para iniciar un proceso de diálogo entre la población Mapuche y la administración de Sebastián Piñera.

Conflicto y reacciones

Los recientes enfrentamientos entre las fuerzas del orden de Chile y la población Mapuche han reavivado uno de los más longevos conflictos de territorialidad que existen en América Latina. El conflicto que tiene epicentro en la región de La Araucanía ha vivido en las últimas semanas una de sus etapas más violentas en lo que va del siglo XXI. Esto, aseguran varios políticos locales, debido a la instalación del Comando Jungla, que fue una de las primeras medidas de Sebastián Piñera sobre este tema.

“Al parecer el gobierno terminó por entender que instalación de Comando Jungla fue un error y una provocación y que su permanencia era un obstáculo para retomar el diálogo”, declaró el senador opositor y representante de La Araucanía, Jaime Quintana.

Por el momento el famoso Plan Araucanía, destinado inicialmente a realizar inversión social y apoyar proyectos de emprendimiento involucrando a la población Mapuche ha quedado en suspenso. Aunque este es un proyecto diseñado por el Estado de Chile, los últimos enfrentamientos han generado que las negociaciones para su implementación hayan avanzado más allá de la simple escritura de documentos.

Te puede interesar

Valoración: 
0
Sin votos (todavía)

Añadir nuevo comentario